'El Festival de Exportación' impulsa las relaciones comerciales con América Latina

23-06-2014

Impulsar la exportación de productos y servicios checos al extranjero y viceversa fue el propósito de la segunda edición del 'Festival de Exportación', que se celebró recientemente en el Centro de Congresos de Praga. Una tercera parte de 18 países de cuatro continentes eran estados latinoamericanos. Sus representantes califican como prometedoras las relaciones comerciales con la República Checa.

Foto: Czechinno.czFoto: Czechinno.cz Bloques informativos sobre legislación y relaciones comerciales internacionales, aproximaciones a diversas culturas a través de gastronomía y espectáculos artísticos y, sobre todo, oportunidades de entablar contactos e iniciar negocios. Todo eso ofreció el 'Festival de Exportación', cuyo objetivo era facilitar a exportadores checos ganar terreno en el extranjero, así como ayudar a las empresas extranjeras en su búsqueda de socios checos.

El evento fue inaugurado con un discurso del presidente checo, Miloš Zeman, que acentuó la importancia y el aporte de las pequeñas y medianas empresas en la exportación checa.

Apoyar la promoción de productos y servicios de este tipo de empresas fue una de las tareas de los representantes de México, que participaron en la feria por segunda vez. Según señaló el jefe de cancillería de la Embajada de México en la República Checa, Roberto Diego del Corral, este año se notó un mayor avance en intereses comerciales entre los dos países.

Roberto Diego del Corral, foto: Alicia PérezRoberto Diego del Corral, foto: Alicia Pérez “La feria fue muy provechosa para los dos. Se presentó una empresa, que vino directamente desde México para explicar cómo dan un “shelter service” que cubre todos los aspectos de un inversionista checo que quisiera ir a México. Presentamos también empresas de bebidas y alimentos, sobre todo, una de tequila que ha hecho mucho muy buenos contactos. Y así hay varias como una de cerámica de México, que presenta otra tienda importadora en Praga. También tenemos importadores de materia prima como el cactus mexicano nopal, que importa un químico muy notable y avanzado y que ha logrado hacer una mezcla del cactus nuestro con los productos, que crean una cerveza muy especial y que ha tenido mucho éxito en la República Checa y curiosamente también en México, donde es algo muy novedoso. La cerveza llegó por los checos y sus descendientes. Este producto es totalmente de tecnología checa y va creciendo mucho”.

En cuanto a las posibles barreras comerciales Diego del Corral destacó las tradicionales como la barrera lingüística.

“Vemos a los empresarios mexicanos con miedo de ir a un país como la República Checa, donde hablan una lengua que no entienden. Y es allí donde intervenimos nosotros diciendo que allí hay personas que hablan perfectamente español y que nos pueden ayudar a contactarse y tener una relación con gente bastante afín a nosotros y con la cual se crean relaciones muy estrechas. Creemos que los checos tienen también esta visión internacional y más abierta de fronteras para saltar al Atlántico y llegar a México donde los productos checos desde la existencia de Checoslovaquia han tenido mucho éxito”.

Foto: Czechinno.czFoto: Czechinno.cz Por primera vez se contó con la participación de Chile. Tras calificar la feria de muy beneficiosa, el embajador en la República Checa, Rodrigo Gaete, explicó el mayor interés de los exportadores checos.

“Las consultas que hemos recibido del público checo van más bien de lo que venden ustedes en Chile como maquinaria, automóviles, plantas de energía o turbinas. Para nosotros el interés en la República Checa es la industria y alimentos. Somos una potencia y Chile quiere ser una potencia alimentaria con productos seguros”.

El embajador asimismo resaltó que los negocios entre Chile y la República Checa van a ser más asequibles.

“En breve vamos a firmar un tratado que va a evitar la doble tributación. Es muy importante para los inversionistas, para no pagar impuestos doblemente. Una vez que se firme creemos que va a haber mayores inversiones”.

Según señaló el segundo secretario de la Embajada del Perú en la República Checa, Julio Ubillús-Ramírez, este país andino se pudo presentar como una nación con economía estable y atractiva, y destacó que la dinámica entre los dos países está creciendo paulatinamente.

Julio Ubillús-Ramírez,  el segundo secretario de la Embajada del Perú en la RChJulio Ubillús-Ramírez, el segundo secretario de la Embajada del Perú en la RCh “Hay un interés en desarrollar la industria vinculada al sector ambiental y también en el sector de la infrastructura. Nosotros tenemos grandes inversiones disponibles para el sector de la infraestructura, para la construcción de un sistema de metro en Lima, para sistemas del agua potable, etc. Asimismo hay mucho potencial en el sector agroindustrial. Tenemos muchos productos agroindustriales y también mucho interés en incrementar importaciones del café, frutas secas, conservas y cosas como éstas”.

Según afirmó Carlos Meza, ejecutivo peruano de una compañía que brinda servicios financieros a empresas multinacionales, el evento permitió interesantes encuentros entre profesionales y empresarios en una zona atractiva.

“El mercado checo es un potencial muy interesante para muchas empresas. Desde un punto de vista geopolítico es muy interesante la locación de la ciudad de Praga y cómo esta influencia afecta a los países alrededor. Es una puerta de entrada a los países de la región. Es como muchos inversionistas están viendo Praga desde hace muchos años”.

Nicaragua participó en la feria por primera vez y según reseñó su embajador, Mauricio Lautaro Sandino Montes, en su país está en vigor una favorable ley de inversiones e importaciones que da garantía a los importadores. Asimismo señaló qué sectores podrían ser potentes.

Foto: Czechinno.czFoto: Czechinno.cz “En el caso de las empresas checas probablemente podría ser de mucha atención lo que tiene que ver con las grandes turbinas para empresas hidroleléctricas. En el caso nuestro, podrían ser la agricultura y la forestería las areas más importantes. Hay interés pero hay que trabajarlo. En los años ochenta había una relación muy buena entre la cervecerías nicaraguenses y checas. Conocemos muy bien el lúpulo checo y a lo mejor podríamos reactivar este lazo de cooperación”.

Los participantes coincidieron en que la feria fue beneficiosa y destacaron que la República Checa es un socio estratégico para negocios.

Más:
www.czechinno.cz

23-06-2014