07-05-2009

Foto: CTKFoto: CTK El periódico Hospodářské Noviny informa que debido a la alta tasa de ciudadanos checos arribados en Canadá el primer trimestre del año, el gobierno de ese país podría exigirles nuevamente la tramitación de visas. La mayoría de estos inmigrantes son gitanos y justifican su decisión, sobre todo, por cuestiones de discriminación racial y a la indiferencia del Gobierno local frente a sus demandas de integración cultural.

Escribe en portada Hospodářské Noviny que el Tratado de Lisboa fue finalmente aprobado por el senado checo con 54 votos a favor, 20 en contra y 5 abstenciones.

El presidente checo, Václav Klaus, anunció, sin embargo, que él no firmará el tratado, pobre de contenidos según calificó, mientras no sea aprobado también por el Tribunal Constitucional local. Integrantes del Partido Social Demócrata, de los Verdes y del propio Partido Cívico Democrático, instaron al presidente a poner fin al exhaustivo debate de aprobación del Tratado, que apunta a una integración más profunda entre los países europeos.

Según Lidové Noviny, y en relación al mismo tema, el presidente del Parlamento Europeo Hans-Gert Pöttering, se mantiene optimista frente a este hecho. Pöttering está convencido de que en poco tiempo Klaus firmará el Tratado, el cual podría ponerse en vigencia al comienzo del año 2010.

Por otra parte, Lidové Noviny hace referencia a la propaganda anticrisis que a través de anuncios en periódicos y carteles viales lleva a cabo el Consejo Económico Nacional, organismo creado por el saliente primer ministro Mirek Topolánek. Se dice que la inversión en esta campaña tendría como objetivo estimular y acrecentar la confianza de los checos sobre la economía actual.

El jefe del Partido Socialdemócrata Jiří Paroubek, criticó la operación y acusó a Mirek Topolanek de utilizar los fondos públicos para hacer proselitismo en los últimos días de su gobierno.

Foto: CTKFoto: CTK En su sección deportiva, Mladá Fronta Dnes presenta como tema central el Campeonato Mundial de Hockey sobre Hielo. La noche de este jueves los checos enfrentarán a Suecia en la ciudad de Berna, en Suiza, en cuartos de final.

En palabras del director técnico del equipo, Vladimír Ružička, éste sería para los checos, el partido clave del campeonato. Pasar a la ronda de semifinales significaría para el equipo nacional alcanzar el éxito que no han obtenido en los últimos dos años en el Campeonato Mundial.

07-05-2009