12-06-2001

Por Vít Urban

Casi el 50% de los ciudadanos checos no teme al mal de "vacas locas" y sigue consumiendo carne de vacuno, destaca en su portada el diario Lidové noviny, tras realizar un sondeo relámpago sólo dos días después de la detección del primer caso de esta enfermedad en la República Checa. Según el sondeo, el descenso de la venta de carne de vacuno es mínimo, y más del 35% de los ciudadanos confía en las informaciones que entrega el Gobierno checo sobre la enfermedad.

Lidové noviny informa que el número de ciudadanos de escasos recursos alcanzó el año pasado los casi cuatro millones, entre personas que solicitaron ayuda del Estado. Además de las asignaciones familiares y subsidios de desempleo, así como las pensiones, casi dos millones de ciudadanos recibieron ayudas de otro tipo.

Según el rotativo Právo, el Primer Ministro checo, Milos Zeman, señaló en una entrevista para la BBC que el comisario para la ampliación de la Unión Europea, Günter Verheugen, advierte que el ingreso de la República Checa podría ser amenazado si encabezara al Gabinete checo el presidente del Partido Cívico Democrático, Václav Klaus.

Sin embargo, Milos Zeman no precisó ni cuándo y ni dónde el comisario Verheugen se expresó en esos términos. Por su parte, Václav Klaus dijo a Právo que en caso de ser verídico lo dicho por Milos Zeman, es necesario insistir en que "el señor Verheugen no se inmiscuya en la política interior de la República Checa.

El fiscal comunista, Karel Vas, de 85 años de edad, uno de los principales culpables por la ejecución del general Heliodor Píka, en junio de 1949, rinde cuentas ante el Tribunal Municipal de Praga, informa el periódico Ceské slovo.

La fiscalía constató que Karel Vas, que había desempeñado sucesivamente cargos de fiscal, investigador y relator militar, contribuyó a la condena injusta del general Píka. Vas falsificó conversaciones telefónicas, documentos y otras pruebas.

En los últimos años, la República Checa registra un leve descenso en el número de robos de automóviles, pero al mismo tiempo disminuyen las probabilidades de que la policía sea capaz de detectar un vehículo robado " señala en su portada el diario financiero Hospodárské noviny. La marca AUDI figura en la lista de los automóviles más amenazados. Luego siguen las marcas Mercedes, BMW, Volkswagen y Honda.

Según fuentes policiales, la mayoría de los automóviles robados desaparece en los países de la antigua Unión Soviética y en los Balcanes. Sin embargo, la Policía Checa estima que cerca del 40% de los robos son fingidos con el fin de conseguir el seguro.

El criminal de guerra nazi, Max Rostock, que participó en 1942 en el arrasamiento de la aldea checa de Lidice, trabajó posteriormente como espía de la antigua Checoslovaquia. Según el rotativo Mladá fronta Dnes, éste fue probablemente el motivo del indulto que le aplicó secretamente en 1953 el presidente comunista Antonín Zápotocký. Siete años más tarde, el criminal de guerra se trasladó a Alemania.

Junto con Rostock, el presidente Zápotocký indulto secretamente a otros tres nazis, de los cuales, por lo menos, Ernst Hitzegrad, trabajó como espía para la Checoslovaquia comunista. Esto significa que el antiguo regimen comunista protegió por lo menos a cuatro criminales de guerra, resalta Mladá Fronta Dnes.

 

12-06-2001