11-06-2001

Por Vít Urban

Cuatro impactos de bala hirieron en la madrugada del domingo pasado a un soldado checo de las fuerzas SFOR en Bosnia. Aunque sufrió lesiones graves, el herido se encuentra fuera de peligro de muerte, destaca en su portada el diario Právo.

La información sobre el hecho, cuyas causas se desconocen, fue dada a conocer por el Ministro de Defensa checo, Jaroslav Tvrdík y el Primer Ministro, Milos Zeman, quienes realizaban un gira de inspección por los cuarteles de las unidades checas en Bosnia. El soldado herido estaba destacado en las tropas de protección del mando de la división multinacional con base en Banja Luca.

Los republicanos que desde enero pasado dominan la administración de EE.UU. tratan de apoyar a las fuerzas políticas checas que manifiestan su escepticismo frente al ingreso de la República Checa en la Unión Europea, informa el rotativo Lidové noviny.

El jefe del Comité Jurídico del Senado estadounidense, Fred Whiting, es el encargado del Partido Republicano para conceder ayuda técnica al partido extraparlamentario Derecha Checa. Se trata de la única formación política del país que se opone abiertamente al ingreso de la República Checa a la Unión Europea, ofreciendo como una alternativa la estrecha orientación del país a los EE.UU.

El propio senador Whiting rechaza las críticas de que su partido quiere fomentar el euroescepticismo de algunas corrientes políticas en la República Checa. Sin embargo, el presidente de Derecha Checa, Michal Simkanic, sostiene que existe cierta proclividad de las posturas de ambas formaciones políticas, porque, según explica, algunas medidas comunitarias implican una declaración de guerra económica contra los EE.UU.

Irlanda votó en contra del acuerdo de Niza, lo que inquietó a los políticos checos, resalta en su portada el diario financiero Hospodárské noviny, agregando que Praga ahora espera qué medidas adoptará Bruselas para enfrentar este nuevo panorama en la Unión Europea.

Hospodárské noviny cita las declaraciones del Presidente checo, Václav Havel, quien al respecto señaló que los irlandeses no quieren renunciar a su neutralidad tradicional o limitarla. El voto irlandés no está encaminado contra la ampliación de la Unión Europea y no influirá transcedentalmente sobre este proceso. En caso contrario, tendría un efecto suicida para Europa, sostiene Václav Havel.

El diario Mladá fronta Dnes advierte que el Estado distribuye arbitrariamente licitaciones millonarias. Según la Contraloría General de la República Checa, una de cada dos instituciones checas viola la ley de licitaciones públicas, aumentando así el espacio para la corrupción. Mladá fronta Dnes subraya que paralelamente con la aproximación del fin de período de funciones del Gobierno de Milos Zeman, nadie presta atención a la transparencia de los concursos. Los ministerios suelen obviar el mecanismo de concursos públicos, entregando grandes sumas financieras a firmas previamente escogidas, señala el diario.

Según una encuesta pública, realizada en febrero pasado, el 60% de ciudadanos checos optarían a favor de la reanudación de la pena capital, subraya el periódico Ceské slovo. La pena de muerte se practica en casi noventa países del mundo. La extinta Checoslovaquia abolió la pena capital en 1990. Desde su sugimiento, en 1918, fueron ejecutadas en el país más de 1200 personas. El mayor número fueron ejecutadas a comienzos de los años 50. De los 250 ejecutados, el 90% fueron presos políticos. Las últimas dos penas máximas fueron aplicadas en 1989, en ambos casos por homicidio.

 

11-06-2001