Pilsen utilizará drones para rescates y educación infantil

27-08-2015

Pilsen ha sido la primera ciudad checa en obtener la licencia para el uso de drones. Los vehículos aéreos no tripulados ayudarán en los trabajos de rescate y se verán útiles también en la educación infantil y la promoción de la ciudad, entre otros.

Foto: Eva Kriegerova, Plzeň 2015 / plzen.euFoto: Eva Kriegerova, Plzeň 2015 / plzen.eu La Administración de la Aviación Civil de la República Checa ha emitido hasta la actualidad 21 licencias que dan luz verde al uso de los drones y Pilsen es la ciudad pionera en obtener este permiso.

El director del Instituto de Tecnologías Informáticas de Pilsen, Luděk Šantora, explica cómo nació la idea de solicitar la licencia.

“Queríamos organizar un curso de robótica para niños y creíamos que los drones serían una atracción interesante. No quisimos hacerlo de forma ilegal, así que hemos puesto en marcha un procedimiento para obtener la licencia necesaria. Durante este proceso nos dimos cuenta de que los drones resultan útiles en muchos más sectores”.

La licencia para realizar trabajos aéreos con motivos comerciales autoriza a Pilsen a utilizar los drones para volar, fotografiar, grabar vídeos y crear modelos tridimensionales. Ondřej Bouček del Instituto de Tecnologías Informáticas de Pilsen realza la amplitud del uso de estos vehículos.

“Hoy día los drones tienen camáras con la resolución más alta. Es posible añadirles también una cámara termográfica o un altavoz, que resultan útiles a la hora de los rescates, y pueden servir también durante las manifestaciones. La velocidad estándar de los drones oscila sobre los 90 kilómetros por hora. Son capaces de volar a una altura de hasta dos kilómetros, sin embargo la ley permite una altura máxima de 300 metros”.

Foto: Eva Kriegerova, Plzeň 2015 / plzen.euFoto: Eva Kriegerova, Plzeň 2015 / plzen.eu El director del Cuerpo de Bomberos de la ciudad de Pilsen, Pavel Musil, aprecia que los drones sean capaces de ayudar en los trabajos de rescate y reducir el riesgo de los socorristas.

“Tienen la capacidad de averiguar de una forma económica la situación en el lugar de intervención. En caso de desastres como incendios o inundaciones son capaces de examinar las ruinas de edificios derrumbados y entrar dentro, mientras que nosotros no tendremos que arriesgar las vidas del equipo de rescate”.

Pilsen aprovechará las imágenes adquiridas por los vehículos aéreos también para su promoción turística. Los drones se aprovecharán asimismo para observar el tráfico de la ciudad.

Además de la licencia, la ciudad de Pilsen obtuvo también el permiso para abrir una escuela aérea que ofrecerá cursos de manejo de drones. En enero comenzará sus actividades el Centro de Robótica, que se propone motivar a más jóvenes para que se matriculen en carreras tecnológicas.

27-08-2015