Termina en Chequia la colecta de los Reyes Magos

Este lunes acaba en la República Checa la tradicional colecta de los Reyes Magos. Unos 50 000 voluntarios disfrazados de los Reyes Magos ayudaron este año visitando hogares y empresas, y pidiendo contribuciones financieras para fines caritativos. El dinero es utilizado en ayuda a personas enfermas, ancianos sin familia, discapacitados, madres solteras, y también en programas humanitarios en el extranjero.

El año pasado la colecta aportó unos 4.5 millones de euros, este año, según datos preliminares, se logró reunir unos 2 millones de euros. La colecta de los Reyes Magos, la mayor actividad de su género en Chequia, comenzó el 1 de enero, dirigiéndose entonces a las ciudades y aldeas del país más de 14 000 grupos de voluntarios. La actividad es organizada por Cáritas de la República Checa y este año se realizó por vigésima vez.