El segundo proyecto de auditoría de la CE también cuestiona a Babiš

06-06-2019

La Comisión Europea presentó a las autoridades checas un segundo informe de auditoría preliminar relacionado con los subsidios otorgados a la empresa Agrofert, un conglomerado fundado por el Primer Ministro Andrej Babiš.

El nuevo proyecto de auditoría se refiere a los subsidios agrícolas checos a Agrofert. El Fondo Estatal de Intervención Agrícola (SZIF, por sus siglas en checo) pagó alrededor de 272 millones de euros al conglomerado desde 2012 hasta abril de 2019.

Según el informe, Bruselas exige que Agrofert devuelva todas las subvenciones a la inversión en agricultura otorgadas desde febrero de 2017. Fue entonces cuando entraron en vigencia los cambios a la ley checa de conflicto de intereses, denominada "Lex Babiš", y colocó a Agrofert en un fideicomiso.

El servidor iRozhlas.cz advirtió el viernes pasado que SZIF ha seguido firmando contratos con las compañías de Agrofert a pesar de las nuevas reglas de conflicto de intereses de la UE vigentes desde agosto de 2018.