Babiš define la presidencia de la UE como costosa

28-03-2019

El primer ministro Andrej Babiš dice ver los costes de la presidencia checa de la UE excesivos y no cree que aporten nada a los checos. Declaró que Praga incluso debería renunciar a la presidencia debido a sus altos gastos. La ministra de Finanzas Alena Schillerová, se rehusó a hablar sobre los costos de la presidencia de la UE y dijo que los cálculos se estaban realizando. La intención del primer ministro Babiš es continuar con el debate. La decisión final se tomará en abril.

Según un documento que el Gobierno tiene a su disposición, la presidencia de la UE checa requerirá alrededor de 570 nuevos puestos de trabajo temporales en la segunda mitad de 2022. También refleja que la presidencia será mucho más exigente que la de 2009, debido a la expansión legislativa por el tratado de Lisboa.