Reveladas las pésimas condiciones de vida de gallinas enjauladas checas

19-06-2018

Mientras que en los países europeos se registra la tendencia de bajar la producción de huevos de gallinas enjauladas, en Chequia la mayoría de aves ponedoras vive en condiciones desastrosas.

Foto: Miroslav Zimmer, ČRoFoto: Miroslav Zimmer, ČRo Foto: jackmac34 / Pixabay CC0Foto: jackmac34 / Pixabay CC0 El material grabado en algunas de las granjas checas de gallinas enjauladas muestra animales con heridas abiertas devorando restos de aves muertas. Estas parecen estar allí colgadas en la malla metálica desde hace varios días.

El autor de las grabaciones muestra en cada una de ellas un periódico con la fecha del día un receptor GPS para evitar que los responsables pongan en duda que las imágenes vienen de sus productoras. Todo el material es de más o menos diez horas y fue grabado durante diez meses.

El activista, que prefiere permanecer anónimo, describió para la Televisión Checa como se sintió al entrar en las salas industriales.

“Es muy fuerte. Uno se siente deprimido. Imagínese una serie de jaulas sin fin de varias plantas con decenas de miles de animales encerrados. Creo que toda la gente tiene derecho a ver cómo es la situación en estas crías intensivas, y cuál es el precio que pagan los animales”.

La grabación fue presentada también al director del Departamento de Protección de la Salud y del Bienestar de los Animales, Petr Šafrán, quien registró solo infracciones parciales y sostiene para la Televisión Checa que esta es la realidad de las crías intensivas de gallinas enjauladas.

Nic Taylor Photography via Foter.com / CC BY-NC-NDNic Taylor Photography via Foter.com / CC BY-NC-ND “Sí, los animales en las crías intensivas viven en estas condiciones. No estoy hablando de la gallina muerta, por supuesto, esta no debería estar allí. Entiendo a los que están en contra, lo que pasa es que esto ya lo podríamos considerar una producción industrial y el motivo es asegurar la alimentación para la población”.

A pesar de ello, los responsables de las crías en cuestión rechazan que el material pueda haber sido grabado en sus productoras y argumentan que ellos cumplen con todos los requisitos.

Las gallinas en Chequia ponen aproximadamente 2.000 millones de huevos cada año y el 88% de ellas viven en jaulas. Sólo el 12% son gallinas sueltas. El porcentaje de las aves criadas ecológicamente y al aire libre es insignificante.

Mientras que en otros países europeos podemos registrar una clara tendencia de limitar la producción industrial en jaulas, Chequia continúa sin intentar mejorar la situación. Según las estadísticas de la Comisión Europea, en países como Alemania, Austria, Dinamarca, Suecia o los Países Bajos, las gallinas enjauladas producen menos del 20% de los huevos.

19-06-2018