Rep. Checa 1, Dinamarca 1: Un empate muy apurado

16-11-2006

Con una defensa descolocada y un ataque ineficaz la selección checa de fútbol empató a uno con Dinamarca en el partido amistoso disputado este miércoles en Praga. Milan Baros igualó el marcador en el tercer minuto del tiempo extra.

Foto: CTKFoto: CTK El uno a uno es un resultado compasivo para los checos en vista de su juego demostrado. Uno de los pocos aspectos positivos de este choque es la fuerza moral de la selección nacional que no se rindió hasta el final del encuentro, así lo expresó el goleador del Aston Villa, Baros.

"En vista del transcurso del encuentro, estoy satisfecho, porque Marek Cech detuvo un penalti y varias ocasiones de gol cuando estábamos perdiendo 0-1. Nuestro rendimiento no ha sido idóneo, pero hemos salvado el empate, lo que también refuerza la moral del equipo".

Los checos salieron al terreno de juego sin cuatro puntales claves: el portero Cech, el defensa lateral Jankulovski, el centrocampista Rosický y el delantero Koller, que están de baja por lesión.

Milan Baros y su gol en el tercer minuto del tiempo extra (Foto: CTK)Milan Baros y su gol en el tercer minuto del tiempo extra (Foto: CTK) Mientras que el guardameta suplente Marek Cech cuajó una gran actuación y logró hacer olvidar a su colega homónimo Petr, neutralizando varias ocasiones de gol danesas, la ausencia de Jankulovski, Rosický y Koller marcó muy negativamente la fuerza ofensiva checa.

En la primera parte, el juego del cuadro local fue adormecido, su paso al ataque fue un proceso de larga duración. En el estadio con gradas semivacías muchas veces retronó la voz ronca del técnico checo, Karel Bruckner, que se esforzaba por alentar a sus jugadores al ataque. Pero en vano, los checos no se impusieron y, por el contrario, Dinamarca aprovechó un aislado contragolpe para adelantarse en el marcador en el minuto 28.

Tras la pausa, la selección nacional presionó más a los daneses, pero solamente a costa de abrir la defensa. Los futbolistas del país escandinavo se encontraron varias veces cara a cara con el portero Cech, que faltando poco para el fin del partido, además, logró rechazar el penalti de Jensen al poste.

A pesar de que Baros poco después aseguró de cabeza el empate para los checos, se puede decir que la selección nacional jugó uno de sus peores partidos de esta temporada.

Partido amistoso, 15 de noviembre 2006

Estadio: Sparta de Praga. 7.000 espectadores.

Árbitro: Damir Skomina (Eslovenia) amonestó con tarjeta amarilla a Jarolím, Sírl, Polák, M. Cech (Rep. Checa) y Nielsen (Dinamarca).

Goles: 1-0, min. 28; Lövendkrands. 1-1, min. 90(+3); Baros.

Dinamarca; 1: T. Sörensen; Helveg, Nielsen, Agger, N. Jensen (Albrechtsen, m.62); Kamper (D. Sörensen, m.65), D. Jensen, Poulsen (Thygesen, m.58), Kristiansen (Würtz, m.46), Lövenkrands (Bech, m.67); Bendtner (Priske, m.85). Técnico: Morten Olsen.

República Checa; 1: M. Cech; Ujfalusi, Jiránek (Zápotocný, m.82), Rozehnal, Grygera (Kovác, m.72); Jarolím (Sírl, m.46), Galásek (Heinz, m.46), Polák, Plasil; Vlcek (Lafata, m.46), Baros. Técnico: Karel Bruckner.

16-11-2006