Regalan más de 200 toneladas de alimentos a los necesitados

24-11-2015

En total 236 toneladas de alimentos de larga duración regalaron los ciudadanos checos en la tercera Recogida Nacional de Alimentos, que se efectuó el pasado fin de semana en unas 500 tiendas y centros comerciales del país. En comparación con el año pasado, las personas necesitadas recibirán esta vez 64 toneladas de comestibles donados más.

Foto: presentación oficial del proyecto 'Alimento ayuda'Foto: presentación oficial del proyecto 'Alimento ayuda' Harina, alimentos infantiles, pasta, arroz, galletas, conservas de carne y muchos otros productos alimentarios más donaron los ciudadanos checos a las personas necesitadas en el marco de la Recogida Nacional de este año. En total 236 toneladas de comestibles fueron enviados a los bancos de alimentos para ser distribuidos ahora entre las diversas organizaciones que ayudan a las personas sin hogar, a las madres abandonadas con hijos y a los ancianos con serios problemas financieros.

Según afirma Petr Janoušek, jefe de un centro de asistencia para personas en edad avanzada, en Praga, este tipo de colecta es recibido mucho mejor que cuando se pide dinero.

”Las personas ya no quieren brindar ayuda financiera, porque no saben si el dinero realmente llegará a los necesitados. Pero cuando regalan un paquete de harina o pasta, les cuesta poco y pueden estar seguros de que este tipo de donación difícilmente alguien se atreverá a venderla en otro sitio. Y también que de esta forma ayudarán a las personas que están en apuros, que estarán muy agradecidas”.

Foto: archivo de Radio PragaFoto: archivo de Radio Praga Una parte de los alimentos será entregada de inmediato por las organizaciones cívicas a los necesitados y otra será utilizada para preparar paquetes en forma de regalo de Navidad para las personas sin hogar y los ancianos que viven solos y no tienen familiares.

La señora Anna Svobodová, de 80 años de edad, cliente de uno de los centros de ayuda de Praga, valora altamente este servicio y la solidaridad de los ciudadanos.

”Considero una extraordinaria idea la colecta nacional de alimentos para ayudar a los demás. A las personas en edad activa no les cuesta casi nada comprar un paquete de harina, por ejemplo, para regalar. Y cuando lo mismo lo hacen más personas, se logra reunir una impresionante cantidad de alimentos”.

Según datos de la ONU, en el mundo son desechados anualmente hasta 1,3 mil millones de toneladas de productos alimentarios, lo que representa una tercera parte de los alimentos que se fabrican y lanzan al mercado. En la República Checa terminan cada año en los basureros unas 750 toneladas de comestibles, lo que representa unos 80 kilos de comida desechada por persona al año. A su vez, de acuerdo con datos estadísticos, el 15% de la población checa vive al borde de la pobreza, sin poder permitirse comida de forma regular.

24-11-2015