RCh desaprueba el propósito de Bruselas de introducir visas a diplomáticos de EE.UU.

25-07-2008

La República Checa es contraria a la idea de la Comisión Europea de exigir visas a los diplomáticos estadounidenses que viajen a los países comunitarios a contar de enero del próximo año. Tal paso sería adoptado en caso de que Washington no acelere el proceso de abolición de visados a ciudadanos de los nuevos países de la Unión Europea.

La Comisión Europea presentó su plan a los ministros del Interior de los países comunitarios en una reunión efectuada el jueves. Bruselas afirma que no ha habido un mayor avance en las negociaciones con Washington sobre la abolición del régimen de visados para los nuevos miembros de la Unión Europea. Por este motivo considera la posibilidad de recurrir a medidas de respuesta con respecto a Estados Unidos.

El Gobierno de Praga insiste en que es absurdo que la Comisión Europea amenace a Washington en relación a un tema vinculado estrechamente con la seguridad nacional. Lenka Ptáčková-Melicharová, viceministra del Interior, recalcó que desde el punto de vista de la República Checa y otros países del este europeo, durante el presente año se ha logrado un significativo avance en las negociaciones con Estados Unidos sobre la abolición de visas y que no hay motivo para la provocación.

“La Comisión Europea fue poco diplomática en el asunto. La adopción de una postura tan dura frente a Estados Unidos en estos momentos cruciales refleja la falta de una táctica clara en cuanto a las visas. Difícilmente podemos esperar una actitud positiva de parte de Estados Unidos en tal situación”, dijo la viceministra del Interior checa.

Lenka Ptáčková-Melicharová apuntó que, no obstante, está convencida de que el procedimiento de Bruselas no obstaculizará el progreso en las negociaciones entre Praga y Washington sobre la abolición de visados. Se prevé que los ciudadanos checos podrían viajar a Estados Unidos sin visas antes de finales del presente año.

25-07-2008