Primer Ministro checo apoya los bombardeos en Afganistán

09-11-2001

Si desea escuchar la versión original, haga click aquí.

El Primer Ministro checo insiste en que con los terroristas debería procederse de manera dura. Guerra, bombardeo y firmeza, éstas son las palabras que Zeman repite en cada oportunidad.

La solución es, según Zeman, única: luchar con los terroristas. "Los intentos de dialogar con los terroristas serían peligrosos porque podrían dar pie a nuevos ataques", sostuvo Zeman en la ponencia que pronunció en la Universidad de Stanford, advirtiendo que la disposición a deliberar con las organizaciones terroristas podría tener graves consecuencias.

Palabras similares dijo Zeman en su discurso ante el Commonwelth Club, en San Francisco, que fue transmitido por la radio. El Primer Ministro checo insistió en que es indispensable liquidar todas las organizaciones terroristas internacionales, subrayando la disposición de la República Checa de participar en esta operación.

Milos Zeman destacó en varias oportunidades que la República Checa ofrece a EE.UU. ayuda concreta. Sin embargo, la OTAN insiste en que aún no ha llegado el momento de aprovechar los servicios de la unidad de lucha antiquímica checa.

Círculos diplomáticos aseguran que las palabras de Zeman son bien acogidas por la sociedad norteamericana, a pesar de que ya se ha empezado a cuestionar el sentido del bombardeo en Afganistán. Todo parece indicar que la visita de Zeman a EE.UU. coincide con el actual período de mayor cohesión de la coalición antiterrorista. Tan sólo en el curso de la presente semana llegaron a EE.UU. el presidente francés, Jacques Chirak, y el primer ministro británico, Tony Blair, para expresar apoyo a la administración Bush en su lucha contra el terrorismo.

09-11-2001