Presidente de la Policía "atrapado" por la nueva ley de tránsito

21-07-2006

La nueva ley de tránsito y el sistema de puntuación se cobró la primera "víctima" de las filas de los propios policías. El presidente de la Policía, Vladislav Husák, violó la velocidad máxima permitida por lo que voluntariamente entregó su carné de conducir a las autoridades.

El presidente de la Policía checa admitió haber violado las normas de tránsito al conducir su automóvil a una velocidad de hasta 190 kilómetros por hora. Sobre su infracción informó un equipo de periodistas que había medido la velocidad a la que viajaba el jefe de la Policía. Éste se "autocastigó" y entregó su licencia de conducir a la Alcaldía de Praga.

"El presidente de policía entregó su carné de conducir, de modo que lo guardamos en el registro de conductores por un período de tres meses. Durante este tiempo el presidente Husák no podrá conducir," explicó Josef Mihalík, director del Departamento de Tráfico y Administración de la Alcaldía de Praga.

El presidente de la Policía Husák afirmó estar arrepentido y prometió en un comunicado de prensa, enviar 10 mil coronas, unos 352 euros, a una fundación humanitaria que brinda ayuda a los niños de familias problemáticas.

Sin embargo, la violación de normas del presidente de la Policía no pasó desapercebida por el ministro de Interior, Frantisek Bublan, tal como declarara la portavoz del ministerio, Radka Kovarová.

"El ministro de Interior valoró el hecho de que el presidente Husák reconociera públicamente su error y asumiera responsabilidades". Según la portavoz, el ministro Bublan no sopesa otro castigo al estar convencido de que no se repetirá semejante situación.

21-07-2006