Praga se prepara para recibir a Obama y Medvédev

06-04-2010

Los preparativos para la cumbre Obama-Medvédev están en pleno auge en Praga. Este jueves el presidente de Estados Unidos, Barack Obama, y el de Rusia, Dmitri Medvédev, suscribirán en la capital de Chequia el nuevo acuerdo START de desarme nuclear.

El histórico acuerdo START entre Estados Unidos y Rusia, a ser firmado el 8 de abril en Praga, compromete a las dos superpotencias a reducir sus arsenales de armas nucleares en un 30 por ciento. El documento reemplazará el acuerdo START 1, cuya vigencia venció en diciembre de 2009. Según recalcó Barack Obama el jueves pasado en Boston, el nuevo acuerdo será el documento más integral sobre desarme nuclear que se haya suscrito entre Estados Unidos y Rusia en los últimos 20 años.

Barack Obama, foto: Štěpánka BudkováBarack Obama, foto: Štěpánka Budková La importancia del documento la acentúa el hecho de que será firmado en momentos de cambios geopolíticos y tecnológicos sustanciales, según destacó el analista militar checo, Martin Koller.

„Mientras que los acuerdos anteriores resolvían la paridad en el número de armas nucleares y sus portadores, el nuevo documento se basa en la confianza y la cooperación entre la OTAN, representada por Estados Unidos, y Rusia. El acuerdo acentúa la defensa antimisiles y quiere prevenir un ataque nuclear repentino. O sea que la paridad es reemplazada por la confianza y el interés por ampliar la cooperación mutua en la lucha contra el terrorismo”.

El experto militar checo añadió que, no obstante, el documento no resuelve el problema del rápido crecimiento de los arsenales de armas de otras potencias nucleares como por ejemplo, China.

Dmitri Medvédev, foto: ČTKDmitri Medvédev, foto: ČTK La llegada del presidente ruso, Dmitri Medvédev a Praga se espera el miércoles por la noche, mientras que Barack Obama arribará a la capital checa el jueves por la mañana.

La cumbre ruso-estadounidense estará acompañada por rigurosas medidas de seguridad. Más de 1.000 policías y un gran número de especialistas militares custodiarán las calles de la capital checa. El Castillo de Praga permanecerá cerrado para los turistas desde el miércoles hasta el mediodía del viernes y será limitado asimismo el tráfico, según indicó Iva Ježková, portavoz de la Policía.

“Recomendamos a los ciudadanos seguir las informaciones de la Policía sobre los cambios en el tráfico durante la visita de Medvédev y Obama a Praga. En ciertas zonas no se podrá estacionar y en algunas calles estará prohibido el paso”.

Los observadores señalan el significado simbólico de la firma del nuevo acuerdo START entre Rusia y EE.UU. en Praga. Fue en esta capital donde hace un año el mandatario estadounidense, Barack Obama, declaró que se esforzará en crear un mundo sin armas nucleares. Además, Praga es capital de un país de la OTAN que en su momento se liberó del dictado de Moscú.

06-04-2010