Perder la licencia de conducir será más fácil

11-06-2019

El Ministerio de Transportes propone mayores sanciones para los conductores que cometan infracciones. En la mira de la propuesta de enmienda a la ley del sistema de permiso de conducir por puntos se encuentran los novatos y los choferes temerarios.

Foto: freestocks-photos / PixabayFoto: freestocks-photos / Pixabay Todas las personas que han tenido que circular por las carreteras checas han topado con una serie de malos hábitos de los conductores locales. En primer lugar nos encontramos con los conductores temerarios, que circulan a velocidades superiores a la máxima permitida.

Muy frecuente es que no respeten la distancia de seguridad entre vehículos, y que circulen pegados al maletero de nuestro vehículo creando un situación de estrés y de alto riesgo.

Las autoridades checas han implementado una serie de medidas para aumentar la seguridad vial. El Ministerio de Transportes busca aplicar una enmienda a la ley que rige el sistema de puntos que registra el récord de infracciones de cada conductor.

El jefe de la cartera de Transportes, Vladimír Kremlík, dijo a la Radiodifusión Checa que la propuesta de enmienda a la ley es un asunto complejo.

“El Ministerio de Transportes ha recibido hasta la fecha más de 200 sugerencias relacionadas con la enmienda a la ley sobre el sistema de puntos”.

En la actualidad, al alcanzar los infractores 12 puntos “negros” pierden el carnet de conducir. La propuesta sugiere que se preste mayor atención a los conductores de poca experiencia que, según las estadísticas son los causantes de un alto número de accidentes.

Para las personas que han recibido la licencia de conducir en los últimos dos años y cometen algún tipo de infracción grave, serán suficientes seis puntos negativos para perder el carnet, según se indica en la propuesta.

El presidente de la Asociación de Autoescuelas, Ondřej Horázný, dice que el sistema de puntos no debería servir únicamente como instrumento para sancionar.

Foto: Gabriela Hauptvogelová, ČRoFoto: Gabriela Hauptvogelová, ČRo “El sistema de puntos debería servir como prevención. En lo referente a los conductores jóvenes, no creo que sea la mejor solución. Con los novatos debemos trabajar y ayudarles”.

La propuesta de enmienda sostiene que en caso de que un conductor, con licencia desde hace menos de cinco años, se salte una luz roja perdería automáticamente el carnet.

Para el jefe de la Policía de Tránsito, Tomáš Lerch, las sanciones son necesarias, porque ante el temor de la sanción, los choferes optarán por una mayor concentración y responsabilidad.

“Es necesario que los choferes se concentren a la hora de conducir. Esto quiere decir que presten mayor atención y que acepten su grado de responsabilidad a la hora de circular por las vías públicas”.

La causa más frecuente de los accidentes de tránsito, de acuerdo con las estadísticas del año pasado, ha sido la falta de atención a la hora de conducir, lo que significó la pérdida de puntos a cerca de 40 000 choferes.

Los políticos y expertos en seguridad vial no logran consenso en las sanciones para los conductores temerarios. Entre las propuestas que han estado sobre la mesa de negociaciones se planteaba una que decía que dos infracciones graves serían suficientes para retirar la licencia de conducir.

11-06-2019