No está claro que Chequia pueda aportar el 2 % de su PIB a Defensa, como prometió a la OTAN

04-12-2019

Al igual que otros países de la Alianza Atlántica, Chequia prometió destinar un 2 % de su PIB a Defensa desde 2024, pero ese compromiso se encuentra ahora mismo en el aire.

Donald Trump, foto: ČTK/AP/Evan VucciDonald Trump, foto: ČTK/AP/Evan Vucci La Organización del Tratado del Atlántico Norte (OTAN) está celebrando una cumbre este martes y este miércoles en Londres con motivo del 70 aniversario de la fundación de la alianza. Este encuentro está marcado por las recientes discusiones entre Estados Unidos y Europa acerca de la financiación y la organización de la OTAN.

Donald Trump hace tiempo que expresó sus exigencias de que el resto de países de la organización haga un mayor esfuerzo económico para sostener la alianza militar, compuesta por un total de 29 miembros.

Andrej Babiš, foto: ČTK/Šimánek VítAndrej Babiš, foto: ČTK/Šimánek Vít El marco de referencia se puso en una inversión en Defensa de al menos el 2 % del PIB para cada país, un compromiso que la República Checa aceptó cumplir para 2024.

No obstante, las cuentas no están tan claras, ya que la inversión propuesta por el Gobierno para el próximo año es menor que la estipulada en los planes de construcción del Ejército para los próximos años.

Al respecto, el primer ministro checo, Andrej Babiš, declaró para la Radio Checa que hablar de porcentajes del PIB puede llevar a error, teniendo en cuenta que la economía checa ha crecido notablemente en los últimos años.

“Estos porcentajes son muy engañosos, hay que hablar de cantidades absolutas. Si nos referimos al 2 % del PIB a día de hoy, estaríamos hablando de 5200 millones de euros, unos 2000 millones más de lo presupuestado para el año que viene. Una cantidad que no seríamos capaces de gastar”.

Desde el Ministerio de Defensa apuntan que para 2021 está planeado destinar a esta cartera el 1.4 % del PIB, lo que consideran que es realista y que va bien encaminado para alcanzar el objetivo del 2 % en el futuro, indica la portavoz de Defensa, Blanka Cupáková.

“Consideramos que este aumento es suficiente, pero para el 2022 queremos alcanzar una cifra mayor porque nuestro objetivo es llegar al 2% en 2024 y cumplir nuestros compromisos políticos”.

Foto: archivo del Ejército ChecoFoto: archivo del Ejército Checo El problema está en que si el Gobierno finalmente destina al Ejército menos de lo esperado el año que viene, como así parece que será, para cumplir con el objetivo de 2024 tendría que hacer un salto de 1500 millones de euros los dos últimos años, algo que por ejemplo desde la Cámara de Comercio no ven con optimismo.

Por su parte, el otro gran implicado en la cuestión, el Ministerio de Finanzas, cree que hay más factores a tener en cuenta para un buen desarrollo del Ejército. Desde el departamento de prensa de Finanzas, Zdeněk Vojtěch dice que las inversiones tienen que ser inteligentes.

“Un requisito importante para que este aumento en Defensa sea exitoso es que el Ejército de la República Checa sea capaz de invertir de forma adecuada todo ese dinero que se le va a destinar en los próximos años”.

La portavoz de Defensa, Blanka Cupáková, declara que la cartera tiene unos proyectos totalmente definidos sobre cómo será el futuro Ejército checo, y que usarán el dinero para llevarlos a cabo.

“Los proyectos estratégicos suponen una gran cantidad de dinero si contamos cuánto cuestan anualmente. Teniendo en cuenta los proyectos que estamos preparando, creo que el Ministerio de Defensa usaría el crecimiento de la economía para invertir en estos planes”.

Entre los otros compromisos de Chequia con la OTAN, el país centroeuropeo prometió en 2017 que para 2025 tendrá operativa una nueva brigada mecanizada. Esto supondrá una inversión de entre 2000 y 3000 millones de euros.

Cada dos años, la OTAN realiza una evaluación en la que analiza el cumplimiento de cada país con sus obligaciones, por lo que la valoración de Chequia podría empeorar en los próximos años.

04-12-2019