Ministerio de Finanzas propone un nuevo impuesto para los ricos

19-03-2012

El ministro de Finanzas, Miroslav Kalousek, sigue buscando dinero para las arcas del Estado. Después de anunciar un aumento del IVA, su nueva propuesta es crear un impuesto para los ricos.

Miroslav Kalousek, foto: Archivo del Gobierno checoMiroslav Kalousek, foto: Archivo del Gobierno checo El Gobierno planea crear un nuevo impuesto. El aumento del IVA general al 19% y la congelación de las jubilaciones no han sido suficientes. El ministro de Finanzas, Miroslav Kalousek, anunció un impuesto para las personas de mayores ingresos.

“El aumento de los impuestos será temporal. Si a los jubilados les estamos pidiendo comprensión y paciencia, es lógico que las personas con altos ingresos aporten más a las arcas del Estado”, indicó el ministro.

El anuncio fue aplaudido por el opositor Partido Socialdemócrata que recomendó que se apliquen mayores impuestos, por ejemplo, a las instituciones bancarias y a las empresas de telefonía móvil.

La noticia no fue recibida con el mismo entusiasmo por algunos sectores del Partido Cívico Democrático (ODS), el mayor de los tres de la coalición oficialista.

Algunos de sus miembros aseguran que durante la campaña electoral, que les llevó al poder, dijeron que su Gobierno no subiría los impuestos y en el último tiempo no se habla de otra cosa.

Con la tensión social que se vive en el país debido a la subida del IVA, que ha provocado un aumento general de los servicios y del precio de los alimentos, cada anuncio de aumento de los impuestos sacude la estabilidad del oficialismo.

El llamado impuesto para los ricos afectará a todas las personas con ingresos superiores a los 4.000 euros mensuales. El ministro Kalousek sostiene que la tasa oscilaría entre el 30% y el 32%, pero insiste en que se trataría de una medida temporal, de al menos unos tres años.

Representantes de pequeñas y medianas empresas han puesto el grito en el cielo, porque semejante medida les arruinará. Los dueños de restaurantes y todos aquellos que brindan algún servicio aseguran que un aumento fiscal del 30% les obligaría a cerrar sus negocios.

La retórica del Gobierno ya no convence a nadie. El oficialismo pide un nuevo ajuste de cinturones a la población, mientras que las noticias sobre la distribución de remuneraciones millonarias en los ministerios y la corrupción en las instituciones públicas ocupan diariamente grandes espacios en los medios de comunicación.

Varios especialistas insisten que uno de los grandes problemas del Gobierno es su incapacidad de recaudar los impuestos reales. Una manera muy generalizada de evadir el pago de impuestos es, por ejemplo, la falta de una ley sobre las cajas registradoras.

19-03-2012