Los scouts renacieron en Chequia hace 30 años

02-12-2019

El movimiento scout cumple este lunes en Chequia 30 años de la reactivación de sus actividades, que durante dos decenios estuvieron prohibidas por el régimen comunista.

Foto: Filip Jandourek, ČRoFoto: Filip Jandourek, ČRo Foto: Jan Žáček, ČRoFoto: Jan Žáček, ČRo Un nuevo documental, titulado ‘La búsqueda de la flor de lis’ será estrenado este lunes en Praga y en otros 80 lugares de Chequia y Eslovaquia. El filme narra la historia de los scouts checos tras ser restablecidas en 1989 sus actividades, después de haber estado prohibidas durante dos decenios.

La historia de la organización scout en el territorio checo está marcada por dos regímenes totalitarios, el nazismo y el comunismo. Fue fundada en el año 1912, siguiendo el ejemplo de Inglaterra y siendo llamada en estos territorios Junák, una palabra popular checa para denominar a un adolescente masculino. En los años 40, durante la ocupación de Checoslovaquia por los nazis, las actividades de Junák fueron prohibidas.

Después de la Segunda Guerra Mundial la organización volvió a funcionar, para ser nuevamente prohibida entre 1950 y 1968, esta vez por los comunistas. Los scouts renacieron en el período de la llamada Primavera de Praga, pero ya en 1970 fueron disueltos por orden de los comunistas. Algunos grupos desaparecieron por completo, otros se unieron a los protectores de la naturaleza, grupos de turistas juveniles, o a la organización de bomberos voluntarios.

Foto: Filip Jandourek, ČRoFoto: Filip Jandourek, ČRo El 2 de diciembre de 1989, durante la llamada Revolución de Terciopelo que abrió el camino a los cambios democráticos en Chequia, unas 4000 personas se reunieron en la sede de la Biblioteca Nacional para acordar el restablecimiento de la organización scout en el país, recalca su actual portavoz Barbora Trojak.

”Lo más importante era conseguir el acuerdo del Ministerio del Interior con su existencia legal. Y en esos momentos, ese 2 de diciembre, la solicitud ya había sido presentada. Por eso consideramos el encuentro en la biblioteca como el reinicio del funcionamiento de la organización. Allí se trazó la orientación global y los principios del movimiento scout en Chequia. Los presentes acordaron, por ejemplo, que los scouts rechazan que los principios de la educación sean determinados por un partido político”.

Como recuerda Jakub Ambrozek, del Instituto Scout, no todo fue fácil al ser restablecido Junák después de esa pausa de 20 años.

Jakub Ambrozek, foto: archivo de Skautský institutJakub Ambrozek, foto: archivo de Skautský institut ”En el movimiento scout checo faltaba toda una generación. Por este motivo tuvimos que buscar la mejor forma de superar los problemas que aparecían. Porque en la organización había personas de generaciones bastante distantes en cuanto a su edad y estas tenían que acordar una orientación común de las actividades. Esa fue ‘La búsqueda de la flor de lis’ como lo indica el nuevo documental sobre los scouts en Chequia. Tuvimos que hallar un compromiso y decidir por qué camino avanzaríamos en las nuevas condiciones de libertad”.

Desde 1989 el interés de los niños y adolescentes por entrar en Junák fue creciendo y la organización tenía pronto más de 80 000 miembros, más que cualquier otra agrupación de ocio en Chequia.

Este lunes, día del 30 aniversario del restablecimiento de la organización scout en Chequia se celebró una misa oficiada en horas de la mañana en la iglesia del Santísimo Salvador, en Praga.

02-12-2019