Los protectores de la naturaleza censan a los lobos, linces y osos

07-03-2013

El censo tradicional de los grandes depredadores en las montañas Beskydy comenzó el jueves, 1 de Marzo. Los trabajadores de los parques nacionales y de la área natural protegida de Beskydy, buscan las huellas de osos, linces y lobos. Es el único sitio de la República Checa, donde podemos encontrar a todos estos animales.

František Šulgan, foto: Roman Verner / ČRoFrantišek Šulgan, foto: Roman Verner / ČRo Más de 60 personas participará en el censo de los grandes depredadores que va a durar cuatro días cubriendo un espacio de más de 1200 metros cuadrados. La fecha escogida para realizar este censo no ha sido nada casual, como afirma František Šulgan de la dirección del parque natural de Beskydy.

“De hecho, esta prospección es regular. Se realiza siempre en la misma época durante el apareamiento de los linces y lobos. Precisamente estos animales ahora suelen ocupar más espacio, así que tenemos la oportunidad de encontrar más señales que demuestren su presencia que por ejemplo en verano o en otoño”.

Los rastreadores usan raquetas de nieve o incluso esquís de fondo para poder superar el difícil terreno y la gran cantidad de nieve. Su trabajo consiste en seguir el movimiento de los animales observando huellas en la nieve o en el barro y otras señales. Aparte de las fieras grandes, los guardas forestales registran el movimiento de otros animales protegidos, como nutrias. Los resultados de la investigación estarán disponibles aproximadamente el mes que viene. František Šulgan explica la diferencia entre los animales registrados gracias al censo y los numeros reales.

Foto: ČT24Foto: ČT24 “Según el censo del año pasado tenemos registrados 13 linces y 12 lobos. Durante el año estimamos tener como máximo 10 linces, 5 lobos y 5 osos. Cuando viene le temporada vienen también los animales buscando alimento y reposo. De acuerdo con ello luego migran por la zona”.

Los visitantes de las montañas Beskydy no deben tener miedo de los linces y tampoco de los lobos, ya que son unos animales bastante asustadizos, pero sí que deberían estar al acecho de los osos. Es muy difícil encontrarse con uno pero en el caso de que surja esta situación, el oso puede reacionar de manera muy agresiva sobre todo si tiene cachorros. El lince, el oso pardo y el lobo común son animales protegidos en la República Checa. Gracias a su presencia el parque natural de Beskydy fue incluido en las áreas más importantes de Europa de los grandes depredadores.

07-03-2013