Los checos y el consumo excesivo del alcohol

26-07-2018

Chequia ocupa el segundo puesto en consumo de alcohol dentro de Europa. En promedio, cada checo bebe unos 12 litros de alcohol puro por año. La Organización Mundial de la Salud ha aconsejado al Ministerio de la Salud tomar medidas para reducir el abuso del alcohol en la República Checa.

Foto: Gerd Altmann, Pixabay / CC0Foto: Gerd Altmann, Pixabay / CC0 Cerca de 12 litros de alcohol puro. Esa es la cantidad que un checo promedio mayor de 15 años consume por año, indican las estadísticas de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OECD). Los checos, junto a los franceses, ocupan el segundo puesto en consumo de alcohol dentro de la Unión Europea. El primer puesto lo tienen los lituanos, con unos 13,2 litros de alcohol por año.

Representantes de la Organización Mundial de la Salud (OMS) han pedido al ministro de Salud, Adam Vojtěch, que tome medidas que ayuden a reducir el consumo de alcohol en la República Checa. Según el ministro, el alto consumo se debe en parte al hecho de que el alcohol en Chequia es barato y se puede obtener fácilmente.

Adam Vojtěch, foto: Jana Přinosilová, Archivo de ČRoAdam Vojtěch, foto: Jana Přinosilová, Archivo de ČRo “Discutimos la cuestión de educar a la gente, involucrar a los padres. Por supuesto, esto es un asunto a largo plazo. Es una cuestión de restringir la disponibilidad del alcohol. Por desgracia, el alcohol aquí sigue siendo fácilmente accesible, lo que es dado en parte por su precio bajo”.

El director de la División de la Salud Pública de la Oficina Regional para Europa de la Organización Mundial de la Salud, Hans Kluge, ha confirmado que la organización está preparada a asistir a la República Checa en la restricción del consumo del alcohol. Según la OMS, el consumo excesivo de alcohol es uno de los problemas más graves de la salud pública checa.

“Sabemos que en su país hay un problema no solo con el consumo excesivo del alcohol, pero también de cigarrillos. Y eso incluso por parte de los adolescentes. Esto es algo muy preocupante en la República Checa. Tenemos que colaborar con el Ministerio de la Salud y otras instituciones para abordar este problema. El entero gobierno y la sociedad checa deberían ocuparse de este asunto”.

Foto: Lenka ŽižkováFoto: Lenka Žižková El consumo excesivo del alcohol puede causar graves problemas de salud como el derrame cerebral, la cirrosis, o un mayor riesgo de desarrollar cáncer. Y los checos tienen una probabilidad más alta de enfermarse que la mayoría de los europeos. Según el actual informe anual sobre el uso de drogas en la República Checa, cerca de 900 mil checos beben alcohol con exceso y corren el riesgo de volverse adictos.

26-07-2018