Los checos no suelen ganar si son considerados como favoritos

10-06-2004

En 1976, la selección checoslovaca de fútbol ganó la Eurocopa en Belgrado tras derrotar en la final a Alemania en la tanda de penaltis. Antonín Panenka se convirtió en el héroe de ese partido tras transformar la última pena máxima de los checoslovacos. Preguntamos al antiguo centrocampista, ¿cómo ve las posibilidades del equipo checo en el Campeonato de Portugal que se inicia este sábado?

Antonín tira y ... ¡marca!  Belehrad, 1976 (Foto: CTK)Antonín tira y ... ¡marca! Belehrad, 1976 (Foto: CTK) Antonín Panenka echa a correr, tira y el balón desciende lentamente al centro de la portería tras la espalda del impotente guardameta alemán, Maier, que se tiró hacia un palo. Todos los checos aficionados al fútbol tienen ese momento bien fijado en la memoria y muchos de los fans esperan que la selección actual reanude el éxito de 1976. Por su parte, Panenka pone freno a tanto optimismo.

"Ello se debe principalmente al hecho de que nuestro equipo es considerado como uno de los favoritos. Así los jugadores tienen que hacer frente a una gran presión psíquica. Habrá mucha bola a su alrededor, todos se interesarán por ellos, y eso distrae a los jugadores que no se podrán concentrar plenamente en el juego".

Así sucedió en la Eurocopa de 2000, disputada en Holanda y Bélgica; la República Checa, finalista de 1996 y considerado como uno de los favoritos del torneo, no logró pasar las eliminatorias previas; tras perder con Holanda y Francia, los checos consiguieron batir sólo a Dinamarca. Esta vez, la República Checa tiene asimismo un grupo bastante fuerte. La selección nacional medirá sus fuerzas sucesivamente con Letonia, Holanda y Alemania.

Antonín Panenka (Foto: CTK)Antonín Panenka (Foto: CTK) "Creo que es una desventaja jugar el primer partido con Letonia, un equipo absolutamente desconocido. Después, los holandeses tienen uno de los mejores equipos del mundo y Alemania es un contrincante muy fuerte por una simple razón: los alemanes no juegan muy bien en la actualidad, pero todos sabemos que ellos siempre preparan muy bien los torneos grandes".

¿Y cuál es la mayor fuerza de los checos?

"El fuerte de nuestro equipo es el ataque y los jugadores ofensivos son los mejores. Creo que la defensa está un poco descompensada en relación con la delantera", sostuvo para Radio Praga Antonín Panenka, campeón europeo de 1976.

Los checos se enfrentarán a Letonia el próximo martes 15 de junio.

10-06-2004