Los bloqueos amenazan el diálogo sobre la central de Temelín

03-11-2000

El primer ministro checo, Milos Zeman, amenazó que interrumpiría el diálogo con Austria si no cesan los bloqueos de los pasos fronterizos entre ambos países por parte de los adversarios autríacos de la central electronuclear de Temelín.

El jefe del Gobierno checo advirtió que de continuar los bloqueos de los pasos fronterizos postergaría su programada visita a Viena para proseguir su diálogo con el canciller austríaco, Wolfgang Schussel, sobre aspectos relacionados con la seguridad de la central checa de Temelín.El encuentro vienés Zeman-Schussel fue acordado durante la reciente reunión de ambos políticos en el palacio de Zidlochovice, en Moravia. Las autoridades austríacas habían dado su autorización para los bloqueos de los pasos fronterizos aún antes de la cumbre de Zidlochovice y el primer ministro checo espera, por ello, que las protestas de los activistas antiTemelín austríacos terminen el lunes, según lo previsto.

"De no ser así, correría un serio peligro, y hasta podría resultar prácticamente imposible mi visita a Viena, ya que nuevos bloqueos irían de modo flagrante contra de las conclusiones a las que llegamos en Zidlochovice," declaró el primer ministro checo, Milos Zeman.

Entretanto, el canciller austríaco, Wolfgang Schussel, instó, por primera vez en el conflicto en torno a la central de Temelín, a sus conciudadanos a poner fin a las protestas en la frontera checo-austríaca.