Los Baños Amarillos del río Moldava festejan su centenario

16-06-2010

Desde el siglo XIX han aparecido en las riberas del río Moldava en Praga piscinas al aire libre. Una de las más famosas y la única que se ha conservado en funcionamiento hasta hoy día, Baños Amarillos, festeja este miércoles el centenario de su fundación.

El 16 de junio de 1910 la Cooperativa de Baños Fluviales fundó en el malecón de Podolí, en el lugar de un antiguo ancladero de balsas que transportaban madera, los llamados Baños Amarillos. El nombre lo recibieron según el color de la cerca que los rodeaba. El área, con una capacidad para hasta 9.000 visitantes, se convirtió pronto en un destino preferido de recreo veraniego.

El arquitecto Pavel Kocych precisa la historia de la piscina.

Pavel Kocych, foto: www.kocych.czPavel Kocych, foto: www.kocych.cz “Originalmente los Baños se dividían en los Baños Azules, los primeros baños turcos en el territorio de la capital, que estaban destinados a la sociedad alta, y los Baños Amarillos para el público más amplio. Con la llegada de los comunistas al poder en 1948, los Baños Azules fueron eliminados como inoportunos para la sociedad”.

Los Baños Amarillos vivieron su auge entre los años 30 y 60 del siglo pasado. Muchos de los visitantes tenían reservada una cabina para toda la temporada. El legendario futbolista Pepi Bican venía aquí para jugar al fútbol-tenis, en la playa tomaba el sol la estrella de cine Olga Schoberová, que solía ser comparada con Brigitte Bardot.

En 2002 el área fue devastada por inundaciones. Lo que no se llevó el agua, tuvo que ser derrumbado debido al estado deteriorado durante la amplia reconstrucción que se realizó hace cinco años.

Como recuerdo de los Baños Azules desaparecidos se construyeron en la parte más septentrional de la zona tabernas que fueron denominadas el Bar Azul, explica el arquitecto Pavel Kocych.

El Bar Azul, foto: D. HorvathEl Bar Azul, foto: D. Horvath “En el Bar Azul se encuentra un fragmento de los baños originales de la época de entreguerras. Se trata de construcciones revestidas con cinc que fueron fabricadas alrededor del año 1918 en Kladno. Es la única instalación que sobrevivió todas las épocas, riadas y remodelaciones hasta hoy día”.

Los festejos del centenario de los Baños Amarillos se prolongarán hasta el 19 de junio, ofreciendo numerosos conciertos y espectáculos evocando el ambiente de Praga alrededor del año 1910. Llegará el emperador austríaco Francisco José I con gendarmes, y se celebrará un mercado tradicional de la época de entreguerras con la presencia de organilleros, acordeonistas, funámbulos, malabaristas y compañías teatrales.

16-06-2010