La Universidad Checa de Agricultura entre las más ecológicas del mundo

La Universidad Checa de Agricultura se sitúa como una de las más ecológicas del mundo, según el ranking UI Green Metric World University Rankings. Esto se debe en parte al hecho de que tiene su propio humedal.

La Universidad Checa de Agricultura en Praga, foto: presentación oficial de ČZULa Universidad Checa de Agricultura en Praga, foto: presentación oficial de ČZU La Universidad Checa de Agricultura en Praga, foto: presentación oficial de ČZULa Universidad Checa de Agricultura en Praga, foto: presentación oficial de ČZU El ranking UI Green Metric World University Rankings evalúa cómo son las universidades respetuosas con el medio ambiente. En el año 2018 fueron evaluadas más de 700 universidades del mundo. La Universidad Checa de Agricultura en Praga aparece como una de las más ecológicas, ocupando el puesto 46 en el ranking.

La buena calificación se debe en parte al hecho de que el campus tiene su propio humedal. Este sirve para recolectar el exceso de agua de lluvia que cae de los techos de los edificios. En el humedal hay además una flora muy diversa, dice Vladimír Zdražil del Departamento de Ecología Aplicada.

“El humedal tiene dos partes. Una parte, la zona litoral, es poco profunda, y simula la vegetación costera. Luego hay una zona más profunda, con 1–1.5 metros de profundidad. Las dos partes simulan las características de un estanque”.

La Universidad Checa de Agricultura en Praga, foto: presentación oficial de ČZULa Universidad Checa de Agricultura en Praga, foto: presentación oficial de ČZU Los científicos de la universidad están investigando la capacidad de los humedales de filtrar agua. La purificación del agua no es la única ventaja del humedal, dice Jan Moravec de la Unión Checa de Protectores de la Naturaleza.

“Por una parte, es un depósito de agua, que nos ayuda tanto en el caso de inundaciones como en el caso de sequías, ya que puede llenarse de agua y luego desaguarse. Por otra parte, es un lugar con una variedad de especies. En los humedales son típicas por ejemplo diferentes especies de orquídeas, campanillas, ranúnculos”.

El número de humedales en la República Checa sigue disminuyendo, aunque no de manera abrupta, añade Moravec.

Prof. Ing. Petr Sklenička, CSc., foto: archiv de P.Sklenička, Wikimedia Commons, CC BY-SA 4.0Prof. Ing. Petr Sklenička, CSc., foto: archiv de P.Sklenička, Wikimedia Commons, CC BY-SA 4.0 “El año pasado, debido al verano seco, muchos de los humedales se secaron. Las fuentes son más débiles y más propensas a tales fluctuaciones. Los humedales no desaparecen por completo, sin embargo, se quedan sin agua, lo que es en la actualidad uno de los mayores problemas”.

El rector de la Universidad de Agricultura, Petr Sklenička, destaca que la sequía fue una de las razones por las que decidió construir el humedal en el campus.

“El verano pasado fue de hecho una inspiración. Tener un humedal en la universidad es algo innovador. Lo utilizamos para limpiar el agua de lluvia, la que luego usamos de nuevo. Al mismo tiempo sirve para la enseñanza y la investigación”.

Los investigadores de la Universidad están por ejemplo trabajando en el desarrollo de humedales artificiales para la purificación del agua.

La cantidad de vegetación en el humedal además causa la vaporización del agua, lo que afecta el microclima de la zona. La temperatura es de unos cinco a ocho grados menos que en los alrededores.