La reforma de la Ministra de Salud pide más dinero para el sector

21-01-2004

En ausencia de la mayoría de los diputados y ministros socialdemócratas, la ministra de Salud, Marie Soucková, presentó este martes al grupo parlamentario de la gubernamental Socialdemocracia su concepto de la reforma del sector, con cuya aprobación condiciona su permanencia en el cargo.

Ministra de Salud, Marie Soucková, foto: CTKMinistra de Salud, Marie Soucková, foto: CTK Más que un concepto completo de la reforma de Sanidad checa, la ministra Soucková presentó a los diputados un análisis económico. Las arcas estatales deberían verter este año en el sector unos 135 millones de euros más que en 2003.

"La ministra Soucková nos entregó una versión resumida del concepto sanitario, explicándonos que no había sido posible imprimir y repartir el material entero, lo haría en los próximos días", indicó la diputada por el Partido Socialdemócrata, Jarmila Bohácková.

Según el presidente de la unión sindicalista del sector de la sanidad, Jirí Schlanger, el proyecto sólo expresa lo que debería hacerse, pero no dice cómo. Soucková propone introducir el pago por diagnósticos en hospitales, reducir el número de las ambulancias o limitar el crecimiento de los gastos en medicamentos. El paciente mismo debería decidirse en la farmacia si prefiere una medicina cuyo precio es reembolsado completamente por su seguro médico o un medicamento que tendrá que pagar parcialmente.

Por otro lado, la ministra de Salud omitió aumentar la participación de los ciudadanos en la financiación de la atención médica, medida considerada por los especialistas como uno de los pasos decisivos de la reforma, ya que obligará a los pacientes a ahorrar.

El pasado sábado, la ministra de Salud, Marie Soucková, manifestó que renunciaría a su cargo en caso de que no fuera aprobada su reforma legislativa que debe poner en el primer lugar al paciente y no a los proveedores de atención médica y las aseguradoras.

21-01-2004