La habilidad tecnológica de los niños hay que desarrollarla desde la primaria

14-05-2015

Desarrollar en los niños las habilidades y conocimientos de orden tecnológico es la meta que se traza la primera escuela privada de enseñanza básica adjunta a un centro docente, en la República Checa. Esta será inaugurada en septiembre por la Universidad Técnica de Praga (ČVUT).

Foto: Barbora KmentováFoto: Barbora Kmentová El mundo que nos rodea está en permanente desarrollo y también avanzan los conocimientos del hombre en las más diversas esferas. Este hecho lo han tenido en cuenta los directivos de la Universidad Técnica de Praga, al decidir abrir dentro de sus instalaciones a partir del nuevo año escolar un nuevo tipo de escuela básica, que centraría la enseñanza desde el primer año en asignaturas técnicas.

Se trata de algo novedoso en el país, ya que hasta el presente ningún centro universitario dispone simultáneamente de una escuela de enseñanza básica privada. Según destaca Martina Hovorková, futura directora del nuevo establecimiento escolar, en el mundo actual es importante que los niños tengan acceso cuanto antes a los conocimientos científicos.

“Es analógico a lo que estamos acostumbrados hasta el presente. Muchos padres suelen enviar a sus hijos a escuelas básicas bilingües o de orientación humanitaria donde se enseñan dos y más lenguas extranjeras. En nuestro caso queremos centrarnos en el desarrollo de las aptitudes técnicas de los alumnos y en la enseñanza más detallada de las ciencias naturales”.

La idea de fundar una escuela básica privada universitaria surgió más bien por casualidad, por motivos prácticos. La Universidad Técnica tiene un parvulario que cuida a los hijos de los profesores y otros trabajadores del centro docente. En el parvulario desarrollan en los niños el interés por el mundo de las tecnologías.

Esta orientación es aplaudida por los padres de los pequeños, en su mayoría técnicos especialistas, quienes en colaboración con la dirección de la Universidad Técnica impulsaron el proyecto de una escuela de enseñanza básica, especializada en sistemas informáticos y otras asignaturas técnicas.

El primer año la nueva escuela básica técnica tendrá 15 alumnos, pero se supone que el interés por este tipo de enseñanza irá creciendo. Según señaló Ilona Ali Bláhová, quien trabaja en la facultad electrotécnica y cuyo hijo Fathi de siete años de edad será uno de los alumnos del nuevo centro escolar, la orientación prioritaria a las tecnologías desde la niñez puede resultar ventajosa para los niños, ya que puede abrirles amplias posibilidades profesionales en el futuro.

Foto ilustrativa: archivo de Radio PragaFoto ilustrativa: archivo de Radio Praga ”Mi hijo aprendió muchas cosas ya en el parvulario adjunto a la Universidad Técnica y me pareció una excelente idea que su educación pueda continuar en una escuela básica de semejante orientación, con sede también aquí. Le atraen las cosas técnicas, le gusta mucho construir con ladrillos de lego. Asimismo se interesa por cualquier tipo de máquinas. Pero en lo que respecta a las asignaturas humanitarias, los idiomas por ejemplo, temo que sus resultados escolares en ese sector serán siempre peores”.

Durante el verano se procederá a la adaptación de algunas aulas de la facultad de arquitectura para convertirlas en salas de clase de la escuela universitaria básica. El primer año el estudio no se diferenciará mucho de las demás escuelas, los alumnos aprenderán a escribir, leer y a contar, pero ya a partir del segundo año comenzarán a utilizar mucho más una pizarra interactiva y a incursionar en el mundo de la tecnología y las ciencias naturales. El coste de la enseñanza que deberán pagar los padres de los alumnos será de unos 164 euros mensuales.

14-05-2015