La elección directa del presidente pasa primera lectura

21-09-2011

Los diputados enviaron a segunda lectura el proyecto de elección directa de presidente del país. Sin embargo, la oposición sigue teniendo reparos respecto a la forma del borrador y su apoyo es fundamental para que el proyecto se ponga en marcha.

La oposición - Lubomír Zaorálek, Bohuslav Sobotka y Jiří Dienstbier, foto: ČTKLa oposición - Lubomír Zaorálek, Bohuslav Sobotka y Jiří Dienstbier, foto: ČTK La elección directa del presidente de la República debe ser aprobada por la mayoría cualificada, es decir por tres quintas partes de ambas Cámaras del Parlamento, así que la coalición gubernamental necesita el apoyo de la oposición para que su proyecto finalmente sea una realidad.

El mayor partido opositor, el Socialdemócrata, está a favor de la elección directa del presidente, pero pide modificaciones del borrador, según resaltó el senador socialdemócrata Jiří Dientsbier.

“En cuanto a las condiciones concretas nadie puede esperar que aprobemos cualquier ley de baja calidad sólo porque alguien insista que es necesario aceptar la ley a toda costa”, señaló.

Jiří PospíšilJiří Pospíšil La oposición está convencida de que es necesario modificar las competencias del presidente elegido de forma directa. Pide, por ejemplo, que el mandatario nombre la dirección del Tribunal Supremo sin el visto bueno del Gobierno. Además, está convencida de que su mandato debería prolongarse de cinco a seis años.

Por su parte, el ministro de Justicia, Jiří Pospíšil, del Partido Cívico Democrático, subraya que la coalición gubernamental consultó todos los aspectos del proyecto con la oposición y ahora espera que lo respalde.

Václav Klaus, foto: Archivo del Gobierno checoVáclav Klaus, foto: Archivo del Gobierno checo “La coalición gubernamental ha negociado con los socialdemócratas sobre este proyecto varias veces y ellos estaban de acuerdo con la forma del proyecto que está en la mesa. Para el Partido Cívico Democrático el proyecto representa un gran compromiso ya que tampoco es unánime en cuanto a la forma del borrador, pero respetamos nuestro acuerdo con nuestros socios y lo apoyaremos en el Parlamento”, indicó.

En caso de ser aprobada, la elección directa del presidente se efectuaría en 2013, cuando expire el mandato de Václav Klaus.

21-09-2011