La comida en los hospitales en Chequia es mala, afirman los pacientes

14-11-2013

Cada vez más pacientes hospitalizados en la República Checa se quejan de la mala calidad de la comida en esos establecimientos. Temen que en enero y febrero próximos pueda empeorar más todavía, al ser suspendidos temporalmente los pagos extra de poco más de tres euros que cada paciente debe pagar por noche de hospital.

Foto: Filip JandourekFoto: Filip Jandourek Platos de comida pesada, poca fruta, verdura y productos lácteos. Así describe la comida en los hospitales gran parte de los pacientes en Chequia. Y temen que la situación pueda empeorar con la suspensión temporal y posterior reducción del copago por noche de hospital.

Los gerentes de los establecimientos sanitarios aseguran que los pagos extra no tienen relación alguna con el nivel de la alimentación. Cada hospital cuenta con especialistas en nutrición que elaboran el menú respetando las normas dietéticas y naturalmente también la situación económica del centro sanitario. Cuando se cocina para tantas personas, es difícil esperar que un plato resulte apetitoso para todos, y cumplir los deseos y costumbres alimentarias de cada paciente es imposible, afirma Petr Tláskal de la Compañía para la Alimentación.

Petr Tláskal, foto: Alžběta ŠvarcováPetr Tláskal, foto: Alžběta Švarcová ”El menú es elaborado por especialistas nutritivos. El paciente tiene derecho sin embargo a pedir algún cambio de la comida, aunque eso debe ser aprobado por el mencionado especialista, que debe tomar en cuenta el estado de salud del paciente. La alimentación en los hospitales se basa en general en las costumbres alimentarias del país”.

Las normas nutritivas generales que eran obligatorias para todos los centros sanitarios del país dejaron de existir en 1989. Posteriormente fueron elaboradas nuevas directivas, pero en vista de que la mayoría de los hospitales son actualmente centros independientes, pueden adaptar esas normas a sus necesidades, sostiene Tamara Starnovská, presidenta de la Sección de Alimentación y Cuidados Nutritivos de la Asociación Checa de Enfermeras.

Foto: ČTKFoto: ČTK ”Las normas generales de alimentación en los hospitales existen, pero no son obligatorias. Los responsables de que los menús cumplan con ellas y a la vez respondan a las necesidades de cada paciente del establecimiento sanitario en cuestión son los terapeutas nutritivos. Todo depende también de la situación económica. Además, la comida en los hospitales es distinta a la que tenemos en casa, ya que forma parte de los cuidados médicos. El paciente puede tener la sensación de que la alimentación no es sana, pero sí lo es desde el punto de vista médico, que toma en cuenta las necesidades fisiológicas momentáneas del paciente”.

Los especialistas nutritivos coinciden en que el nivel de la alimentación en los hospitales depende fundamentalmente de la situación económica. Los cálculos generales del coste de la comida en los hospitales por cada paciente son actualmente de poco más de cinco euros al día, aunque algunas dietas son más caras.

14-11-2013