Kvitová entra sin savia al Masters de Singapur

22-10-2014

La falta de energía y paciencia, así como un alto número de errores no forzados. Estos factores estuvieron detrás de la derrota de Petra Kvitová frente a Agnieszka Radwanska en la primera jornada del Masters de Singapur.

Petra Kvitová, foto: ČTKPetra Kvitová, foto: ČTK El partido del Grupo Blanco del WTA Championship entre Kvitová y Radwanska duró apenas una hora y media. La checa, que había derrotado a la polaca en cinco de los seis choques mutuos, esta vez no encontró una receta eficaz para hacer frente al juego concentrado de la número seis mundial y cayó por parciales de 2-6 y 3-6.

El partido, que terminó a la una menos cuarto de la madrugada, no le cayó bien a Kvitová, que se sintió incómoda en la pista a tan altas horas, según indicó.

“A media noche habitualmente ya suelo dormir. Me sentía muy cansada. Era difícil jugar contra ella, porque no tuve fuerzas para disputar los largos peloteos. Cometía demasiados errores. Ella jugó de manera eficaz, mientras que yo no logré vender mi juego”, dijo.

La ganadora del Masters 2011 llegaba tarde a las pelotas y remataba precipitadamente lo que pagó cometiendo un total de 42 errores no forzados con respecto a los nueve fallos de la polaca.

“Si no llego a tiempo y no coloco bien los pies, no puedo tener la sincronización necesaria para empujar más. Ella devuelve muchas pelotas, así que siempre me obliga a jugar un golpe más. La superficie no es del todo rápida, así que hay que contar con los peloteos largos. A veces la pelota llegó rápidamente, otra vez despacio, así que estaba completamente confundida. Pero no quisiera echarle la culpa a la superficie”, señaló.

El momento decisivo del primer set llegó en el sexto juego, cuando Radwanska le robó el saque a la checa para ganar con el parcial de 6-2.

Kvitová logró robarle el servicio a la polaca en la segunda manga con el marcador empatado a dos, pero la polaca le devolvió de inmediato el ‘break’ y a partir de ahí no le permitió ni un solo juego a la checa.

La tercera cabeza de serie se enfrentará en la segunda jornada a María Sharápova, que en el Masters podría alcanzar el trono mundial, pero que inesperadamente cayó en el partido inicial ante la danesa Caroline Wozniacki por 6-7 (4), 7-6 (5) y 2-6.

22-10-2014