Jana Bobošíková, candidata presidencial que no teme a los problemas

20-12-2012

La economista Jana Bobošíková, líder del partido Suverenita (Soberanía), es otra de las candidatas a la presidencia de la República Checa. A los comicios postula con el número 3 y sostiene que está convencida de que podría ser una buena presidenta, porque no teme a los problemas.

Jana Bobošíková, foto: ČTKJana Bobošíková, foto: ČTK Jana Bobošíková, de 48 años de edad, trabaja actualmente en una empresa dedicada a la producción de copas de cristal, cuyo propietario es su esposo. La carrera política de Bobošíková comenzó después de los cambios democráticos en el país. En 2004 fue elegida al Parlamento Europeo, donde estuvo hasta 2009.

No obstante, actualmente Bobošíková es una abnegada defensora de los derechos nacionales y no vacila en criticar abiertamente a la Unión Europea, según admite.

”No me es indiferente en qué país vivo y los problemas que éste enfrenta. Me preocupa lo que sucede en la República Checa en el sector político-económico. Soy patriota y por eso decidí postular a la presidencia de la República. Quiero impulsar los ideales de la soberanía en primer lugar y contribuir activamente a la edificación de una democracia verdadera. No esquivo los problemas y me preocupa que la soberanía checa cede al dictado de Bruselas”.

La candidatura de Bobošíková a la presidencia checa fue rechazada por el Ministerio del Interior por algunas fallas burocráticas, pero a mediados de diciembre, el Tribunal Supremo la volvió a incluir en la lista de candidatos.

Esta es la segunda ocasión en que Jana Bobošíková postula a la silla presidencial. La primera vez fue en el año 2008, cuando ganó Václav Klaus. Bobošíková fue apoyada entonces por el Partido Comunista. La política afirma que respeta a ese partido como parte del sistema parlamentario, pero que nunca le daría su voto en las elecciones.

20-12-2012