Gobierno quiere indemnizar a los esclavos del comunismo

10-09-2014

El Gobierno checo quiere enmendar las injusticias cometidas por el régimen comunista. Puso en marcha un programa para indemnizar a los esclavos del comunismo. Se trató de miles de personas condenadas a trabajos forzados por ser considerados poco fiables desde el punto de vista político.

Siguiendo el modelo estalinista, los comunistas checoslovacos empezaron a luchar contra el “enemigo interno”. En los años 50 tuvieron lugar monstruosos procesos políticos y fueron creados los llamados ‘Batallones Técnicos Auxiliares’.

Se trató de campos militares de trabajos forzados a los que fueron condenadas entre 40.000 y 60.000 personas incómodas para el régimen comunista.

El Gobierno checo decidió ahora poner en marcha un programa para indemnizar a todas las personas que estuvieron recluidas en los campos de trabajos forzados comunistas, dijo Valdimír Řepka, portavoz del Ministerio del Interior.

“La ley reconoce el derecho a una indemnización para todas las personas condenadas a trabajos forzados durante el comunismo”.

Batallones Técnicos Auxiliares, foto ilustrativa: ČTBatallones Técnicos Auxiliares, foto ilustrativa: ČTLa ayuda por parte del Estado será de unos 65 euros por cada mes de internamiento.

Los campamentos de trabajos forzados no disponían de respaldo en ninguna ley. Los comunistas los transformaron en una herramienta de represión camuflada y fue por eso que pasaron a ser administrados por las Fuerzas Armadas.

Se les conocía como Batallones Técnicos Auxiliares, regía en ellos la disciplina militar y los condenados realizaban duras labores en diferentes ramas de la construcción, industria, las minas de uranio y de carbón.

Los líderes comunistas aseguraban que las duras condiciones de trabajo tenían carácter correccional. La mayoría de los internados eran representantes de los círculos intelectuales del país que supuestamente necesitaban conocer en carne propia la vida dura de la clase obrera.

Batallones Técnicos Auxiliares, foto ilustrativa: ČTBatallones Técnicos Auxiliares, foto ilustrativa: ČTEn los campos de trabajos forzados terminaron maestros de escuela, escritores, actores, antiguos miembros de la aristocracia y soldados que durante la Segunda Guerra Mundial se sumaron a los aliados occidentales.

Debido a que muchos de los antiguos reclusos ya fallecieron, el Ministerio del Interior informó que la indemnización la pueden solicitar también las viudas y familiares cercanos de los esclavos del comunismo.

10-09-2014