Ganaderos checos protestan contra la política agraria de la UE

30-04-2009

Miles de ganaderos se manifestaron el miércoles en distintas regiones del país para expresar su desacuerdo con los bajos precios de leche. De esta manera, los agricultores checos se sumaron a la protesta general europea contra la persistente crisis en el sector agrario, en la que participaron unos 25.000 campesinos.

Jan Veleba, foto: CTKJan Veleba, foto: CTK “¡Queremos igualdad de condiciones!”, “¡Pongamos fin a la matanza masiva de ganado vacuno en la República Checa!” Con semejantes pancartas y con maquinaria pesada, miles de ganaderos checos salieron a las carreteras y complicaron el transporte en seis regiones del país.

El principal motivo de su protesta son las grandes pérdidas que registran últimamente debido a los bajos precios de la leche. Actualmente, un litro se vende en el país a 23 céntimos de euro, mientras que los gastos de producción oscilan alrededor de 32 céntimos.

Tal situación obliga a muchos ganaderos a cerrar su producción y deshacerse del ganado lechero, advierte el presidente de la Cámara Agraria, Jan Veleba.

“Si la situación no cambia los agricultores checos se verán obligados a reducir masivamente el número de ganado vacuno. Eso tendría consecuencias muy negativas para el sector. Sin embargo, ya se registran los primeros casos de empresas que matan a las vacas por centenares”, destacó Veleba.

Según datos ofrecidos por la Oficina de Estadística Checa, el número del ganado vacuno exterminado en el primer trimestre de 2009 aumentó en un 11 por ciento con respecto al año pasado.

Foto: CTKFoto: CTK Los agricultores solicitan establecer un precio mínimo de leche que, según su opinión, debería ser superior a los 26 céntimos de euro. También piden al Gobierno adoptar una normativa que asegure una actuación correcta por parte de las grandes cadenas de supermercados.

El saliente ministro de Agricultura, Petr Gandalovič, rechaza semejantes medidas y apela a los ganaderos que aguanten la crisis.

“Estoy convencido de que este periodo de crisis terminará pronto. Cualquier regulación del comercio minoritario tendría más bien efectos negativos y conduciría a la expulsión de suministradores pequeños del mercado nacional”, sostuvo Gandalovič.

La crisis en el sector agrario afecta a toda Europa. En la protesta del miércoles, iniciada por la Asociación de Ganaderos de Alemania, participaron unos 25.000 agricultores de 13 países comunitarios.

Los ganaderos checos están preparados para organizar nuevas manifestaciones si la situación no mejora.

30-04-2009