Exposición ‘El Santo en el Puente’ acerca al público la figura de Juan Nepomuceno

19-05-2009

Interpretar y transmitir el legado moral de Juan Nepomuceno a la sociedad de hoy es el principal objetivo de la exposición titulada ‘El Santo en el Puente’. La muestra fue inaugurada recientemente en el Museo del Puente de Carlos, en Praga, con motivo del 280 aniversario de la canonización del santo.

Foto: CTKFoto: CTK Considerado como el santo de los confesores, protector de puentes y marineros, luchador contra las calumnias y patrón de las Tierras Checas, Juan Nepomuceno es, sin duda, uno de los santos favoritos de los checos, según afirma el historiador Jan Royt.

“Juan Nepomuceno era el patrón de los barqueros. Además se le consideraba el protector contra las inundaciones y, lo que es aún más interesante, contra las calumnias. Vemos que era un santo a quien podía invocarse en situaciones delicadas y poco agradables”, señala Royt.

La exposición ‘El Santo en el Puente’ muestra las diversas obras de arte centradas en la figura de Juan Nepomuceno y creadas a lo largo de la historia por renombrados artistas checos, así como por anónimos.

Los objetos expuestos provienen, en su mayoría, de colecciones privadas. Algunos se presentan al público por primera vez, como por ejemplo un retrato de Juan Nepomuceno, creado en la segunda mitad del siglo XVIII por František Karel Palka.

Foto: CTKFoto: CTK Una muestra curiosa, que testimonia la popularidad del santo en el exterior es la estatuilla encontrada en Paraguay. El comisario de la exposición, Miroslav Kindl, ofrece más detalles.

“Durante el siglo XVIII, el culto a Juan Nepomuceno se divulgó por toda Europa. Pocos saben, por ejemplo, que su nombre lo llevaba también el famoso pintor español Pablo Picasso. Gracias a los misioneros jesuitas, la popularidad del santo llegó también a América Latina. Prueba de ello es la pequeña estatuilla de barro proveniente de Paraguay que se expone actualmente aquí en Praga”, sostuvo Kindl.

La inauguración de la exposición ‘El Santo en el Puente’ fue acompañada por un gran espectáculo. Más de 60 gondoleros venecianos con ocho góndolas arribaron a la capital checa para rendir homenaje a su patrón.

La muestra, inaugurada el pasado 15 de mayo, se prolongará en el Museo del Puente de Carlos, en Praga, hasta el fin de agosto. Más información sobre la actividad en www.muzeumkarlovamostu.cz.

19-05-2009