Entrega de condecoraciones con motivo de la Fiesta Nacional

Con motivo de la Fiesta Nacional de la República Checa, el 28 de octubre, es ya tradición que el presidente de la República condecore a ciudadanos sobresalientes.

Foto: Filip Jandourek, ČRoFoto: Filip Jandourek, ČRo Los galardonados con ocasión de la Fiesta Nacional checa reciben condecoraciones de diferentes categorías para resaltar la importancia de su aporte o proeza; no obstante, se trata de los mayores honores que otorga el presidente de la República, en este caso el actual mandatario Miloš Zeman.

Los nombres de los nominados se hacen públicos hasta el propio día de la gran ceremonia de gala en el Castillo de Praga, sede presidencial. Sin embargo, es muy frecuente que todos los años se filtren nombres de los nominados a los medios de comunicación.

Alena Vitásková, foto: Filip Jandourek, ČRoAlena Vitásková, foto: Filip Jandourek, ČRo Entre los escogidos para este año se encuentran por ejemplo el periodista Karel Lanský. Se trata del antiguo director de Radio Praga, que se dio a conocer por su trabajo de denuncia durante la invasión soviética de Checoslovaquia en 1968.

El propio presidente Zeman hizo públicos los nombres de algunos de los nominados, como fue el caso de la antigua presidenta de la Oficina de Energía Alena Vitásková.

En el ámbito del deporte se ha sabido que a la gala fue invitada la campeona olímpica Ester Ledecká, que anunció a los medios de comunicación que para ella se trataba de un asunto de mucho prestigio que con gusto aceptaba, pero que debido a obligaciones que derivan de sus entrenamientos no asistiría a la ceremonia.

El nombre de otro deportista que se conoció con con anterioridad fue el del tenista Radek Štěpánek quien después de una carrera estelar anunció que se retiraba de las canchas. Una nominación muy emotiva ha sido la de la maestra Darina Nešporová, que en puso en peligro su vida para salvar la de unos niños víctimas de un grave accidente de tránsito.

Radek Štěpánek, foto: Michal Kamaryt/ČTKRadek Štěpánek, foto: Michal Kamaryt/ČTK La entrega de las condecoraciones con ocasión de la Fiesta Nacional se ha visto acompañada, en la mayoría, de los casos de manifestaciones de rechazo debido a algunas nominaciones.

Este año el nombre del cantante pop Michal David, ha despertado el repudio de algunas personas que le identifican con el régimen comunista, por tratarse de un artista tolerado y hasta promovido por los representantes del orden anterior.

La ceremonia de este año se ha visto empañada por la decisión del Despacho presidencial de no invitar a algunos miembros de la Cámara Baja, a la ceremonia y posterior recepción. Entre ellos se encuentran legisladores que con frecuencia critican al presidente de la República.

Parece que ciertas manifestaciones de descontento se han convertido en parte inseparable del ritual de entrega de las máximas condecoraciones el dia de la Fiesta Nacional checa.