Encuentran degollado al juez checo que envió a prisión a un grupo de neonazis

10-07-2012

La Policía checa investiga la violenta muerte del juez Miloslav Studnička que apareció degollado en su casa de campo este lunes. Hace dos años el juez envió a prisión a un grupo de neonazis que atacaron a una familia gitana.

Miloslav StudničkaMiloslav Studnička La muerte violenta del juez Miloslav Studnička ha sacudido a la sociedad checa. De 64 años de edad, el juez se dio a conocer entre la opinión pública durante el proceso contra un grupo de neonazis que atacaron a una familia gitana con bombas incendiarias.

El juez dictó elevadas penas de entre 20 y 22 años de cárcel para los cuatro neonazis que como consecuencia del ataque hirieron a una niña de dos años que sufrió quemaduras graves en la mayoría del cuerpo con secuelas de por vida.

Se especula que puede existir algún vínculo entre la violenta muerte de Studnička y los polémicos casos que presidió en los últimos años. El ministro de Justicia, Pavel Blažek, no ocultó su temor ante el hecho de que la extraña muerte de Studnička pueda estar relacionada con alguna de las causas judiciales que resolvió.

“En caso de que se demuestre que la muerte del juez está vinculada con el trabajo realizado y con las sentencias dictadas, debo decir que esto representaría una tragedia para la Justicia checa, y por supuesto su muerte representa una gran pérdida”, subrayó el ministro Blažek.

La casa del juez Miloslav Studnička, foto: ČTKLa casa del juez Miloslav Studnička, foto: ČTK Miloslav Studnička no fue a trabajar el lunes al Tribunal Provincial de Ostrava. Preocupados, sus compañeros trataron de comunicarse con él, pero sin éxito, por lo que decidieron informar a la Policía.

Socorristas y policías uniformados allanaron la vivienda del juez donde encontraron su cuerpo ya sin vida con varias heridas visibles y el cuello cortado.

Debido a las investigaciones que tienen lugar en estos momentos, las autoridades no han querido ofrecer mayores detalles. El presidente de la Policía, Petr Lessy, indicó que parte del hecho de que pudo ser un crimen o un suicidio.

Escuetas informaciones filtradas a los medios de comunicación indican que en el lugar no fue encontrada, al menos por el momento, el arma homicida, pero tampoco nada que indique que se trató de un suicidio.

El velo del misterio cubre la muerte del valiente juez. Los vecinos indican que era una persona poco sociable y solitaria. Algunas personas del vecindario habían presentado recientemente quejas contra él, debido al permanente ruido que hacían sus perros.

Tribunal Provincial de Ostrava, foto: ČTKTribunal Provincial de Ostrava, foto: ČTK Cuando la Policía entró el lunes en la casa del juez Miloslav Studnička encontró en su interior a unos 16 perros de diferentes razas y tamaños, que tuvieron que pacificar antes de acceder al interior de la vivienda.

El juez Miloslav Studnička sobresalió por presidir casos polémicos en la República Checa, envió a prisión a narcotraficantes, a un individuo que violó a dos niños y a un grupo de peligrosos estafadores, entre muchos más.

10-07-2012