El Tribunal Constitucional confirmó validez de las elecciones regionales en Praga

30-03-2011

El Tribunal Constitucional confirmó este martes la validez de las elecciones regionales celebradas en Praga. Tres agrupaciones políticas argumentaron que no habían logrado cargos municipales debido a la partición de la capital en siete distritos electorales poco tiempo antes de los comicios.

El Tribunal Constitucional, foto: ČTKEl Tribunal Constitucional, foto: ČTK El resultado de los comicios regionales celebrados recientemente en Praga es legítimo. A esa conclusión llegó el Tribunal Constitucional después de analizar una queja presentada por tres formaciones políticas inconformes con el desarrollo de las elecciones.

El líder del partido de los Verdes (SZ), Ondřej Liška, uno de los promotores de la queja reconoció que les faltaron pruebas para demostrar que la decisión de redistribución de los distritos electorales les perjudicó durante las elecciones.

“Fracasamos en nuestro intento, pero considero que nuestra queja ha servido para elevar el nivel del debate político en el país”, indicó Liška.

Pavel Uhl y Ondřej Liška, foto: ČTKPavel Uhl y Ondřej Liška, foto: ČTK A la fallida queja de los Verdes se sumó el gubernamental partido Asuntos Públicos (VV) y la formación Demócratas Europeos (ED).

El partido más votado en las elecciones regionales fue TOP 09, pero eso no le fue suficiente para hacerse con el gobierno local. El Partido Cívico

Democrático, miembro de la coalición gubernamental, y el opositor Partido Socialdemócrata crearon una alianza y son los que llevan las riendas del Ayuntamiento capitalino, encabezado por Bohuslav Svoboda quien no ocultó su alivio tras conocer el fallo del Tribunal.

Bohuslav Svoboda, foto: ČTKBohuslav Svoboda, foto: ČTK “Me alegra que el Tribunal Constitucional falló a favor del resultado original de las elecciones regionales. Ahora podemos continuar trabajando por el bienestar de la capital y de sus habitantes”, aseguró el alcalde.

Los partidos perdedores insistieron en que la partición de Praga en siete distritos electorales tres meses antes de las elecciones les había perjudicado, porque no lograron presentar suficientes candidatos, al tiempo que debido a la aritmética del sistema electoral necesitaron más votos que los grandes partidos a la hora de aspirar a un cargo.

El Tribunal Constitucional fue claro en su veredicto y sentenció que la distribución de distritos electorales efectuada no viola ley alguna y que los demandantes no presentaron ninguna prueba fehaciente de que la medida tomada les perjudicara directamente.

30-03-2011