‘‘El tango es cerrar el cerebro y abrir el corazón”

23-03-2011

¿Qué es el tango y por qué despierta tanto interés en todo el mundo? A esas y otras preguntas intentaron responder dos especialistas checos en la materia, en una charla brindada en el Instituto Cervantes de Praga este martes.

Radka Šulcová y Marek Štefan son dos checos amantes del tango que en el año 2000 inauguraron la primera escuela de ese baile en la República Checa.

Aprovechando sus conocimientos, el Instituto Cervantes los invitó para que dieran dos conferencias. Este martes se realizó la segunda y última charla. Allí, Radka Šulcová atendió a Radio Praga, y arrojó algunas luces sobre la magia del tango.

‘‘Saber a qué se refiere el tango depende de la persona. Pero generalmente es un baile en pareja, un abrazo cerrado que baila para sí mismo, no para el público. No es para el efecto. Aunque también existe el tango escenario, que es el show para la gente en el teatro. Pero si hablamos de tango popular, lo que hemos visto en la milonga es un baile, una improvisación en donde hay un sistema de pasos que se puede interrumpir en cualquier momento y hacer otra cosa. Y lo más importante es que uno está conduciendo y el otro está interpretando la conducción”.

Foto: CaminitoFoto: Caminito Además, Radka Šulcová indicó que bailar el tango es como entrar en un estado de relajación y juega un papel muy importante la improvisación entre la pareja.

‘‘Lo más importante depende de cada uno pero no es sólo sobre la pasión, es el relajo total. Para un mujer es cerrar el cerebro y abrir el corazón”.

Es bastante común encontrar una pareja de dos hombres bailando tango, sin significar eso que sean homosexuales. Eso sí, existe una notable diferencia en el baile, según explicó Radka Šulcová.

‘‘Si bailan dos hombres es diferente porque la energía masculina es diferente, no es tan complementario el baile. Es más como una lucha, como física de energías. Y ahí no esta claro quién es el conductor y el que le esta siguiendo”.

Uno de los puntos más importantes de la conferencia fue analizar cómo se vive el tango en Buenos Aires y en el resto del mundo.

Foto: CaminitoFoto: Caminito ‘‘Yo creo que es porque los argentinos tienen las raíces y conocen la historia. Lo tienen en la sangre y entienden las palabras. Entienden la música, el texto, el contexto histórico del sitio, del lugar. En Europa es diferente: es el baile por el baile y disfrutar el momento. No hay tanta pasión porque los argentinos son muy pasionales, le ponen mucha pasión a todo y eso no siempre pasa en Europa”.

Radka Šulcová y Marek Štefan imparten clases de tango de distintos niveles en la academia Caminito.cz y sostienen que los checos aman este baile y lo aprenden con facilidad.

23-03-2011