“El solo hecho de estar en Karlovy Vary es un triunfo”

08-07-2011

El cine peruano también está representado en el Festival Internacional de Cine de Karlovy Vary, que concluye este sábado. Fernando Vílchez es el jovencísimo cineasta peruano que tras pasar por la Berlinale en febrero pasado, llegó ahora al balneario checo, a competir en la categoría documental con su película ‘La Calma’.

Fernando VílchezFernando Vílchez Jorge Luis Solís fue una de las víctimas del terremoto de Pisco de 2007. Quedó enterrado casi completamente por la tierra y los escombros y fue rescatado después de muchas horas de trabajo y esfuerzo. Su tragedia pasó a representar la tragedia de su ciudad, aunque él no se ve como un héroe, sino como solo un sobreviviente.

Su historia es lo que cuenta el documental ‘La Calma’, que se presentó en Karlovy Vary este jueves, con la presencia de su director, Fernando Vílchez.

'La Calma''La Calma' En contacto telefónico, Vílchez sostuvo que a él le interesó mucho buscar a este hombre y filmarlo para ver cómo se encontraba, tres años después del terremoto.

“El año 2007 hubo un terremoto muy fuerte en Perú, sobre todo en la zona centro-sur. Destruyó una ciudad que se llama Pisco. Y ‘La Calma’ específicamente lo que trata es registrar a una persona, un hombre que casi muere sepultado, que perdió su casa, perdió a su mujer, perdió casi toda su vida en esos diez, quince segundos que duró el terremoto, y lo que hicimos fue buscarlo un par de años después y simplemente ver cómo estaba”.

¿Y a qué se refiere la calma del título?, le preguntamos a este joven realizador peruano.

'La Calma''La Calma' “La calma se refiere a que, dentro de todo, esta persona intenta encontrar un poco de tranquilidad después de lo sucedido. Pero tiene el gran problema de que vaya adonde vaya dentro de la ciudad, siempre encuentra un rincón, unos escombros, un recuerdo que le impide encontrar esta tranquilidad. Y el corto va sobre esta búsqueda de la calma, justamente”.

Hecho casi a pulso y de manera artesanal, sin grandes recursos, como casi todo el cine latinoamericano, Vílchez dice que el solo hecho de mostrar su película en Karlovy Vary es un triunfo.

“El corto en sí es un trabajo muy pequeño, hecho entre cuatro amigos, con una cámara casera, no es una gran producción ni hay un presupuesto enorme. Es solamente un tema especial, delicado, y que nunca fue pensado para proyectar en festivales ni mucho menos, era más como un trabajo entre amigos. Ya solamente estar aquí para mí es suficiente premio, para mí y para mis amigos, para mi equipo. Lo que pase después con el jurado, lo que venga, no está en nuestra mente para nada, ya el solo hecho de que lo proyecten en dos salas llenas para 300, 400 personas, es un logro que no esperábamos”.

Fernando Vílchez agrega que ‘La Calma’ ha vuelto a poner en el tapete la tragedia de Pisco, ya que después de cuatro años aún no ha habido una reconstrucción.

08-07-2011