El presidente Zeman cree que Chequia debería dejar de reconocer a Kosovo

12-09-2019

En una visita de Estado a Serbia, el presidente checo Miloš Zeman ha manifestado que Chequia debería plantearse retirar el reconocimiento de estado independiente a Kosovo.

Miloš Zeman en Serbia, foto: ČTK/AP/Darko Vojinovic Miloš Zeman en Serbia, foto: ČTK/AP/Darko Vojinovic Una vez más, el presidente checo Miloš Zeman ha demostrado que sus posturas frente a asuntos internacionales no siempre coinciden con las del Gobierno de la República Checa.

Zeman, quien ha llevado a cabo una visita de Estado esta semana a Serbia, declaró en un encuentro con el presidente serbio Aleksandar Vučić que Chequia debería plantearse dejar de reconocer a Kosovo como estado independiente.

Miloš Zeman y  Aleksandar Vučić, foto: ČTK/AP/Darko Vojinovic Miloš Zeman y Aleksandar Vučić, foto: ČTK/AP/Darko Vojinovic Justificó su opinión señalando que “un estado dirigido por criminales de guerra no debería tener sitio en el conjunto de estados democráticos”.

Estas palabras sentaron como un jarro de agua fría en Kosovo, justo cuando en Praga comienza una reunión del Grupo de Visegrád con los países de los Balcanes Occidentales. Es por este motivo que los representantes de Kosovo han anulado su visita a la capital checa.

El primer ministro checo, Andrej Babiš, declaró para la Radio Checa que lamentaba esta incómoda situación justo a las puertas de una reunión tan importante. Añadió que el tema debería debatirse en otro contexto y otras circunstancias.

“Siento que se haya producido esa situación, porque justo ahora han venido los representantes del V4 y de los Balcanes Occidentales. Preferiría que se hablara de esto en una reunión referente a nuestras actividades exteriores, es decir, con el presidente, el presidente del Senado, el ministro del Interior y el ministro de Relaciones Exteriores. Por el momento, esperaremos y más adelante daré mi punto de vista”.

Miloš Zeman y  Aleksandar Vučić, foto: ČTK/AP/Darko Vojinovic Miloš Zeman y Aleksandar Vučić, foto: ČTK/AP/Darko Vojinovic La postura de Miloš Zeman ha sido rechazada por la mayoría de partidos políticos que forman parte del Parlamento de la República Checa.

Solo ha encontrado apoyo en el partido Libertad y Democracia Directa y en el Partido Comunista. Desde esta última formación, el diputado Leo Luzar expresó que le parece necesario iniciar este debate a nivel parlamentario.

“Estamos trabajando en el tema. Hace medio año el presidente nos instó a preparar unos materiales para que nuestro partido saque a colación el tema. Porque consideramos que es un tema que no está aclarado, especialmente en la situación actual de la política europea, donde hay casos como el de Cataluña”.

Por el contrario, el vicepresidente del Partido Cívico Democrático, Martin Kupka, dijo que este tipo de declaraciones no dan buena imagen de la República Checa en el exterior.

Miloš Zeman, foto: ČTK/AP/Darko Vojinovic Miloš Zeman, foto: ČTK/AP/Darko Vojinovic “Si el presidente quiere realmente discutir esto, no era la mejor manera de hacerlo sacar el tema durante su visita de Estado. Siempre tenemos miedo de qué pasará en cada viaje del presidente. Sin duda, esto no ayuda a la imagen de la República Checa en el exterior”.

La República Checa reconoce a Kosovo como estado independiente desde el 21 de mayo de 2008, tres meses después de su declaración de independencia.

La independencia de este país es un tema espinoso en el estrechamiento de lazos entre Chequia y los Balcanes Occidentales, ya que Serbia y Bosnia consideran ilegítima la postura de Kosovo.

Si en algún momento la República Checa decidiera dejar de reconocer la independencia de Kosovo, se uniría a la lista de los únicos cinco países de la UE que no reconocen al país balcánico en cuestión: Chipre, Eslovaquia, España, Grecia y Rumanía.

12-09-2019