El checo medio adolece 30 días al año

09-12-2004

Los checos están enfermos una media de 30 días al año. Los empleados pierden más de 130 millones de euros anuales al cobrar el subsidio de enfermedad en lugar de ir al trabajo. El promedio de horas de los ciudadanos checos guardando cama es uno de los mayores de Europa.

Un análisis de la Oficina de Estadística checa reveló que entre los países encuestados en Europa, la República Checa ocupa el primer puesto en cuanto al número de horas durante las cuales sus ciudadanos cobran el subsidio de enfermedad. Los enfermos frenan de esta manera el desarrollo de la economía del Estado, que pierde por este motivo hasta unos tres mil millones de euros al año.

El analista Jaroslav Novák explicó la relación entre el sueldo y el número de días de incapacidad laboral de la siguiente manera:

"Podemos decir que las personas con un sueldo mensual de 300 euros adolecen por término medio unas tres veces más que los que cobran unos 1000 euros."

Según sostienen los médicos, la incapacidad laboral de todos modos no se debe a razones de salud. La gente más bien se ve motivada a no ir al trabajo por alguna otra causa. Lógicamente, a las personas con menor sueldo les resulta más ventajoso quedarse en casa, ya que no pierden tanto dinero como los más remunerados.

La investigación estadística descubrió, sin embargo, que los checos adolecen cada vez más. El número de días transcurridos durante la incapacidad laboral subió de 18 a 30 días. Cada día está enfermo el 7 % de los checos. Ante este balance poco alentador, las empresas checas incluso han comenzado a premiar a los empleados que no se ausentan del trabajo, primero para motivarlos, y también para que no abusen del subsidio de enfermedad.

09-12-2004