El callejón sin salida de la BBC checa

15-06-2006

El Consejo para las transmisiones televisivas y radiofónicas no dio su visto bueno al proyecto de transmisiones comunes de la BBC y la Radiodifusión Checa, poniendo fin de esa forma a las actividades de esa estación en la República Checa.

Vít Kolár (Foto: CTK)Vít Kolár (Foto: CTK) "La redacción checa de la BBC con gran pesar debe constatar que no logró encontrar la forma de salvar las transmisiones en checo". Con esas palabras el ex redactor en jefe, Vít Kolár, anunció en diciembre de 2005 el fin del funcionamiento de la redacción checa de la BBC.

La estación británica decidió a finales del año pasado cerrar diez redacciones, entre ellas la checa, por motivos financieros, ya que tenía previsto crear una nueva cadena televisiva en árabe.

En la actualidad, la BBC sigue transmitiendo en la República Checa en inglés, ofreciendo su frecuencia para los espacios regulares de la Radiodifusión Checa que se encarga de los noticieros y programas publicitarios en vez de la extinta redacción checa de la BBC.

No obstante, este miércoles el Consejo para las transmisiones televisivas y radiofónicas decidió que, según la ley, la BBC no puede retransmitir programas de otra estación y ordenó que la cadena debe volver a su formato original. Sin embargo, de esa forma acorraló a la BBC en un callejón sin salida. Dicha estación no puede cumplir con ese requisito, ya que la redacción checa de la BBC ya no existe.

"A partir de ahora transmitiremos 24 horas al día programas en inglés, porque aunque pusiéramos fin a las transmisiones y no transmitiéramos nada más que silencio, igualmente violaríamos las condiciones de la licencia", subraya el ex jefe de la redacción checa, Vít Kolár, agregando que durante las próximas semanas se esforzará por renovar de alguna forma el proyecto de la colaboración entre la BBC y la Radiodifusión Checa para cumplir con los requisitos de la gestión de la licencia y encontrar una solución de esta situación aparentemente insalvable.

15-06-2006