Chequia sigue apoyando el pacto nuclear con Irán

La República Checa quiere seguir apoyando el acuerdo nuclear multinacional con Irán sobre los límites y controles al programa nuclear de ese país.

Donald Trump, foto: ČTKDonald Trump, foto: ČTK El ministro de Relaciones Exteriores en dimisión, Martin Stropnický, dijo en reacción al anuncio del presidente de Estados Unidos, Donald Trump, sobre el abandono del acuerdo nuclear con Irán, que Chequia va a seguir promoviendo el pacto.

Sin embargo, Stropnický añadió que la declaración de la jefa de la diplomacia europea, Federica Mogherini, que sostiene que el acuerdo funciona bien y es fundamental para la seguridad en la región, es incompleta.

''Me parece que en el pronunciamiento de la señora Mogherini falta un asunto importante. Tiene que ver con la producción iraní de misiles de alcance de entre 500 y 12.000 kilómetros''.

JIří Pospíšil, foto: Archivo ODS, CC BY 2.0JIří Pospíšil, foto: Archivo ODS, CC BY 2.0El acuerdo firmado por Teherán con Estados Unidos, Gran Bretaña, Alemania, Francia, China y Rusia fue abandonado por Estados Unidos. El presidente Donald Trump acusó a Irán de ser patrocinador del terrorismo, y justificó su decisión sosteniendo que Irán no cumple con el pacto y está a punto de desarrollar armas nucleares.

Además, Trump anunció que reestablecía las sanciones vigentes antes del acuerdo.

Mientras que el Ministerio de Relaciones Exteriores checo quiere apoyar las negociaciones para mantener el pacto, Jiří Pospíšil, jefe del opositor partido TOP 09, dijo que entiende la actitud desconfiada de Estados Unidos.

''En los últimos días surgió el debate sobre el incumplimiento del acuerdo por parte de Irán, que según Israel sigue desarrollando su programa nuclear. Por lo tanto estoy de acuerdo con la reacción de Estados Unidos. Sin embargo, a largo plazo es imprescindible negociar con Irán y mantener relaciones diplomáticas''.

Hasan Rohani, foto: ČTKHasan Rohani, foto: ČTK Según mencionó Vladimír Bärtl del Ministerio de Industria y Comercio, las sanciones impuestas por Estados Unidos podrían llegar a afectar a algunas empresas checas.

En respuesta a la actitud estadounidense, el presidente iraní, Hasan Rohani, aseguró que su país continuará comprometido con el pacto nuclear internacional si se mantienen los convenios de cooperación con el resto de los países que firmaron el acuerdo.

En caso de que dichas negociaciones fracasaran, Irán podría volver a poner en marcha las instalaciones que enriquecen el uranio, lo que es clave tanto para producir energía nuclear como para el desarrollo de armas atómicas.