Cama, la nueva amiga de los elefantes

28-01-2015

El contrabando de marfil es uno de los principales problemas de las aduanas congoleñas. El tráfico ilegal de este preciado material acaba con la vida de miles de elefantes cada año. Pero a mediados de febrero, una perra rastreadora checa llegará al Congo para ayudar a los funcionarios de aduanas locales en la detección de marfil de contrabando.

Foto: Zoo LiberecFoto: Zoo Liberec El perro es el mejor amigo del hombre, y desde febrero lo será también del elefante. O por lo menos, lo será Cama, una hembra de pastor alemán que lleva dos años entrenándose para ser capaz de rastrear marfil. En el desarrollo de su habilidad ha tenido mucho que ver su entrenadora, Hana Böhme.

"Cuando volví del Congo después de dos meses, tuvimos que elegir entre tres perros diferentes: dos pastores alemanes y un pastor holandés. Elegimos a Cama, porque la he tenido desde que era un cachorro y ella era realmente la mejor. Los pastores alemanes son ideales para este tipo de trabajo, ya que son una raza sana, son temperamentales y son muy trabajadores", explica.

Foto: Zoo LiberecFoto: Zoo Liberec Cama forma parte de un proyecto de la ONG checa Save-elephants y su entrenamiento ha tenido lugar en la ciudad de Česká Lípa. Pero la sabueso no sólo ayudará a interceptar el marfil que pasa ilegalmente por las aduanas congoleñas, también es capaz de olfatear y distinguir hasta 19 olores de animales exóticos, con el fin de frenar el contrabando de éstos o de su carne.

El Zoológico de Liberec participó en la formación de Cama, suministrando muestras de perfume de colmillos de elefante y la piel, el pelo y las plumas de varios animales, como los chimpancés y los loros. Ahora, según su entrenadora, la cachorro está preparada para empezar a olfatear.

Foto: Zoo LiberecFoto: Zoo Liberec "Durante la primera semana, tendrá que acostumbrarse al nuevo ambiente, porque no puedo imaginar lo que el viaje en avión va a hacer con ella. Después de una semana, vamos a empezar con el entrenamiento y también a encontrar a su nuevo entrenador. Ya me he reunido con un joven local que es muy bueno con los perros y me gustaría que se convirtiera en el nuevo entrenador de Cama. También tendrá que aprender un poco de checo con el fin de darle órdenes", comenta.

En dos semanas, Cama empezará una nueva vida defendiendo a unos animales, los elefantes, de los que sólo en los últimos tres años han perecido 100.000, víctimas de grupos de cazadores furtivos que sólo buscan una cosa: marfil. Y que dejan a su paso un rastro imborrable de sangre por África.

28-01-2015