Bicicletas checas ayudarán a proteger elefantes en África

05-02-2015

Un envío de 200 bicicletas ha salido de la República Checa rumbo a África. Las bicicletas serán entregadas a los guardabosques de Camerún, Chad y República Centroafricana que las utilizarán en la lucha contra los cazadores furtivos de elefantes. Una parte de la entrega será para los niños que frecuentan los centros que apoyan la educación ecológica.

Foto: archivo de Roman PosoldaFoto: archivo de Roman Posolda Los cazadores ilegales matan en la zona centroafricana anualmente a unos 40.000 elefantes. Estos mamíferos placentarios pagan caro la elevada demanda de objetos de marfil. La matanza redujo la población de elefantes en dicha zona en un 90% desde el año 2000.

Gracias a la fácil manejabilidad la bicicleta es un medio de transporte idóneo para los guardabosques que se esfuerzan por proteger a los elefantes.

El envío que partió este miércoles de Chequia representa solo una pequeña parte de los 13.000 vehículos de dos ruedas reunidos gracias al proyecto titulado ‘Bicicletas para África’, según dice el director de dicha organización, Roman Posolda.

Roman Posolda, foto:  archivo de Roman PosoldaRoman Posolda, foto: archivo de Roman Posolda “Las bicicletas las recibimos en diferente estado, mejor o peor. Los vehículos los reparan los reclusos de la prisión de Heřmanice. Luego las seleccionan y mantienen los indigentes o ex reclusos de la organización sin fines de lucro Nueva Oportunidad”.

Hasta la fecha, la organización ha enviado a África unas tres mil bicicletas. En su mayoría para escolares.

“Hemos enviado unas tres mil bicicletas a Gambia. Monitoreamos los vehículos regularmente. Dos veces al año visitamos las escuelas y podemos ver que los niños los utilizan y que les ayudan a superar las grandes distancias, de entre 5 y 10 kilómetros, lo que es mucho para frecuentar las escuela diariamente”, mencionó Posolda.

Foto: archivo de Roman PosoldaFoto: archivo de Roman PosoldaEl proyecto se propone además formar personal capaz de reparar las bicicletas en caso necesario.

“Entregamos las bicicletas solo bajo la condición de que la escuela delegue a una persona a la que le enseñamos cómo repararlas. Así cada escuela tiene un técnico que recibe de nuestra parte un maletín de montaje. Gracias a que estas personas saben cómo hacerlo y tienen los medios necesarios para las reparaciones, son capaces de prolongar su vida útil”, indicó.

Las bicicletas checas llegarán a su destino africano dentro de un mes. El próximo envío, para Gambia, partirá de Chequia en mayo.

05-02-2015