Aumentan inversiones en sector de tecnologías y servicios

12-07-2006

Las inversiones extranjeras en la República Checa aumentan y cambian su campo de acción. Al lado de las factorías automovilísticas europeas y asiáticas destacan los centros tecnológicos y de desarrollo que representan un nuevo fenómeno económico.

A diferencia de las factorías de automóviles, los nuevos centros tecnológicos no ofrecen miles de puestos de trabajo. Buscan, por ejemplo, centenares de personas, pero altamente cualificadas.

En la mayoría de los casos se trata de especialistas en informática. Las inversiones extranjeras destinadas a los centros tecnológicos y de servicios rodean los veinte mil millones de coronas, o sea más de setecientos millones de euros.

De acuerdo con informaciones de la agencia CzechInvest, estas empresas crearon dieciocho mil nuevos puestos de trabajo, y a diferencia de otros sectores no cambian de país tan fácilmente en busca de mano de obra más barata.

Entre las primeras empresas que llegaron a la República Checa con proyectos para el desarrollo de centros tecnológicos sobresale IBM, que llegó al país en el año 2000.

Poco a poco se sumaron otras grandes empresas como, por ejemplo, ExxonMobil, Accenture y Sun, pero la mayor inversión la hizo DHL. En 2003 creó en Praga un centro logístico por seis mil millones de coronas, más de doscientos millones de euros.

Unas cuarenta empresas extranjeras anunciaron el año pasado que invertirían en la República Checa en el sector de tecnologías y servicios. Esto significa que en el país surgirán unos setenta centros tecnológicos, de los cuales una tercera parte contarán con capital checo.

Interesantes resultan los planes de la empresa TC-Informatics que planea la creación de un centro para el diseño de interiores de aviones. Ejecutivos de la empresa adelantaron que cuentan con una inversión de unos siete millones de euros.

12-07-2006