Aumenta el consumo de cerveza sin alcohol

20-07-2006

El calor tropical que afecta estos días a la República Checa y la introducción del nuevo sistema de penalización de infracciones de tráfico hicieron aumentar el consumo de cerveza sin alcohol en el país.

El primero de julio entró en vigor la nueva ley de tráfico que supone una penalización más severa a los conductores indisciplinados. Por ello, muchas personas que estaban acostumbradas a beber una cerveza con el almuerzo y después conducir, han dejado de hacerlo.

Según indicó el jefe de la Asociación de Cervecerías y Malteadas, Jan Veselý, el consumo de la cerveza sin alcohol incluso podría duplicarse en el futuro gracias a la nueva ley de tráfico. En la actualidad, las cervezas sin alcohol representan más de uno por ciento del mercado.

Su producción se inició en la República Checa a mediados de los años setenta, llamándose el producto 'Pito', una abreviación formada de la primera y la última sílaba de las palabras pivo y auto, es decir, cerveza y automóvil. "La verdad es que en general mejoró notablemente la calidad de esa bebida desde aquél entonces. Antes se podía beber solamente si era fuertemente enfriada", recuerda Veselý.

Jan VeselýJan Veselý La cerveza sin alcohol puede surgir de dos maneras, la primera y más cara, es la extracción posterior del alcohol de la cerveza producida de modo normal, la segunda es la suspensión de la fermentación o la sustitución de la levadura por una especie que no contiene tanto alcohol.

Según la norma checa, para poder ser calificada como cerveza sin alcohol, la bebida no puede contener más de 0,5 por ciento de alcohol. El cuerpo disemina esa cantidad rápidamente y después del consumo de la bebida, los dispositivos para medir el alcohol no la detectan.

Los productores de cerveza sin alcohol prevén el aumento de la producción de cerveza sin alcohol confiando también en el cambio de estilo de vida de los checos que supone una tendencia general de la gente de reducir el consumo de alcohol.

20-07-2006