Alimentos en la RCh tan caros como en Alemania

22-10-2007

Con el reciente reajuste de precios, los alimentos en la República cuestan tan caro como en Alemania y se espera que algunos productos suban aún más después de la entrada en vigor de la reforma de las finanzas públicas.

Comparable con Alemania son los precios de los alimentos básicos, como leche, mantequilla o pan.

A pesar del considerable aumento de los precios en los supermercados checos registrado en las últimas semanas, el analista agrario, Petr Havel, no pronostica otra subida de los mismos.

"Estoy convencido de que los precios permanecerán iguales en 2008. El alza del IVA no ocasionará otra subida de los mismos, o los influirá de manera poco significativa. Los consumidores checos no deberían temer el futuro", dijo el experto.

Esta opinión no la comparte el analista de HVB Bank, Pavel Sobísek, quien asegura que en el primer trimestre de 2008, los precios subirán en un siete por ciento en comparación con el mismo período de 2007. "En la práctica, esto significará que una familia de cuatro miembros pagaría por la misma canasta 400 coronas más, suma equivalente a 16 euros", destacó Sobísek. Agregó que simultáneamente aumentarán los precios en comedores y restaurantes.

Considerando el nivel comparable de los precios en la República Checa y en Alemania, resulta un tanto paradójico que las remuneraciones en el país vecino son mucho más altas. Mientras que el sueldo promedio en Alemania es de 2885 euros, el alcanzado en la República Checa en el segundo semestre de este año es de unos 830 euros. Es decir, el poder adquisitivo en Alemania es más de tres veces superior que en este país.

Los precios de los alimentos son altos. Sin embargo, todo indica que en el futuro cercano aumentarán aún más. Los productores de leche y pan anunciaron otro reajuste, argumentando que es lo que dictan los mercados internacionales. Después de una considerable subida de la carne de aves se espera una reacción por parte de los productores de carne de res y de cerdo. El presidente de la Cámara Agraria, Jan Veleba, confirmó la noticia afirmando que el alza de los precios de la carne se espera dentro de pocos meses.

Junto con la subida de los precios de los alimentos básicos aumentará también el de la cerveza. El líder de las empresas cerveceras checas, Prazdroj de Pilsen, anunció que a partir de noviembre subirá en un ocho por ciento el precio de su producto. Un paso similar prepara también Budejovický Budvar.

El único producto alimenticio que mantiene su precio son las patatas. En las últimas tres semanas se venden incluso más barato que antes.

22-10-2007