Aeropuertos checos empezarán controles de ébola

17-10-2014

El aeropuerto Václav Havel de Praga activará a partir de la próxima semana controles de ébola, siguiendo las instrucciones de la Organización Mundial de la Salud y de la Unión Europea.

El aeropuerto Václav Havel de Praga, foto: Filip JandourekEl aeropuerto Václav Havel de Praga, foto: Filip Jandourek Los pasajeros de todos los vuelos que arriben a la República Checa, incluidos los del espacio de libre circulación Schengen tendrán que rellenar un formulario para detectar si en los últimos 42 días visitaron alguno de los países castigados por el ébola.

El próximo martes el Ministerio de Salud y los Servicios de Higiene ofrecerán pormenores sobre la aplicación más estricta de controles en las terminales aéreas checas. Las medidas se aplicarán en el aeropuerto internacional Václav Havel y en los de las ciudades de Brno, Pardubice y Karlovy Vary.

El pánico generado por la epidemia de ébola llega a provocar situaciones lamentables como la de este jueves en Praga. Una pasajera alertó a las autoridades que un hombre joven de Ghana, que arribó al aeropuerto Václav Havel mostraba síntomas de alguna enfermedad, sudaba intensamente y tenía escalofríos.

Foto ilustrativa: United States Army Medical Research Institute of Infectious Diseases, Free DomainFoto ilustrativa: United States Army Medical Research Institute of Infectious Diseases, Free Domain El viajero no se presentó al puesto de los Servicios de Higiene y abandonó la terminal aérea. Más tarde fue detectado en la Estación Central de Ferrocarriles donde la Policía y personal médico lo cubrieron con bolsas para basura y lo trasladaron a un hospital. Posteriormente se informó que se trató de un simple resfriado.

Ante el malestar expresado por la Embajada de Ghana, el ministro de Salud, Svatopluk Něměček lamentó lo ocurrido.

“Estoy convencido de que el incidente se esclarecerá. Pero debo decir que la persona implicada no se comportó de la manera esperada en semejantes situaciones”.

Svatopluk Něměček, foto: ČTKSvatopluk Něměček, foto: ČTK En terminales aéreas europeas se efectúan controles de temperatura de los pasajeros antes de acceder a las instalaciones de los aeropuertos y Francia baraja la posibilidad de que se controle también a los viajeros que salen del país.

El Reino Unido ya ha empezado esta semana a realizar exámenes de temperatura en la terminal en el aeropuerto londinense y prevé ampliarlos a las terminales del tren Eurostar en un plazo breve.

Por su parte Bélgica, el único país junto con Francia que tiene vuelos directos con los países afectados, todavía no ha tomado ninguna decisión al respecto pero va a analizar el asunto próximamente.

La Comisión Europea considera que los controles de salida en África son absolutamente esenciales y que constituyen la mejor manera de asegurarse de que los pasajeros que están enfermos no viajen, minimizando además el riesgo de contagio a otros pasajeros y a la tripulación.

17-10-2014