Jaksi Taksi: los punks que sentaron la cabeza

27-04-2009

El nombre del grupo, Jaksi Taksi, es un juego de palabras que se puede traducir como „Eres como eres“. ¿Y cómo son los Jaksi Taksi? De punks conflictivos y sin futuro a chicos bien en los circuitos musicales de la música mayoritaria checa. Toda una evolución en la que, de paso, aprendieron a tocar.

Para comprender a los Jaksi Taksi primero hay que remontarse a sus orígenes, allá por el año 1992, cuando sus dos principales integrantes, Radek y Aleš, se conocieron en el último curso de la escuela secundaria. Era la magia del punk rock, el mito que decía que se podía montar un grupo sin saber tocar, que lo importante está en la actitud.

Y otra cosa no, pero actitud punk sí que tenían. Los primeros años de Jaksi Taksi pueden describirse como sexo, drogas y alguna vez rock’n roll, cuando les quedaba tiempo. Sus conciertos eran desastrosos. Tocaban puestos hasta arriba de alcohol y marihuana, escupían al público, causaban destrozos y provocaban altercados.

En esta primera época, que llega hasta 1998, la banda cambiaba continuamente de bajista y tocaba en antros de poca monta. En una ocasión se lanzaron a experimentar con un teclado, con el que interpretaban solos de 10 minutos. Otra vez probaron con una cantante femenina. En su currículum cuentan incluso con haber sido expulsados de un certamen de bandas jóvenes por haber insultado a un miembro del jurado.

Los años de caos y desmesura se esfumaron cuando los componentes de Jaksi Taksi finalizaron sus estudios y en el grupo entró un bajista con la cabeza bien puesta, Bžabža. La actitud punk dejó paso a algo más de seriedad y se grabó Cree y paga (Uvěř a zaplať), el primer disco de la formación con un sonido decente y con el que por fin se dieron a conocer.

¿Habían madurado los Jaksi Taksi? Es difícil de decir. El caso es que vieron la oportunidad y la agarraron. Su carrera había comenzado. En 2000 editan En la cinta transportadora (Na běžícím pásu), un disco furiosísimo en el que despliegan toda la energía de la que son capaces, que todavía sigue siendo mucha.

Del pequeño submundo punk checo, los Jaksi Taksi entraron en los circuitos de la música mayoritaria de manos de On-line. Se trata de un disco en el que abandonan parcialmente la crudeza de sus anteriores trabajos para emplearse en un pop-punk melódico, de sonido limpio y pegadizo, similar al realizado en Estados Unidos por Green Day, NOFX o The Offspring.

On-line es comentado por la prensa especializada y. Los Jaksi Taksi empiezan a llenar las salas de concierto y hacen una gira por todo el país. La tendencia se consolida con su siguiente trabajo, Todo bien (Všechno dobrý).

Los textos inconformistas llenos de protesta social y radicalismo verbal de sus otros discos dejan paso a la temática amorosa y a una mayor contención. De todas formas, una cosa siguen teniendo en común, el ser directas, como nos cuenta Radek, el vocalista.

“No hacemos música de manera programada, así que es muy variado. Cuando tienes un problema o algo te ha gustado mucho, pues tienes la necesidad de hablar de ello. Siempre hemos querido hacer textos que tuvieran pies y cabeza, que fueran comprensibles, legibles y que quedaran bien con la música que hacemos”, explicó.

En 2005 editaron Contengan el pánico (Zachovejte paniku) y el año pasado su de momento último disco, Optimista, con un sonido más trabajado, más asequible y en el que ya no queda mucho del antiguo sonido Jaksi Taksi, salvo el nombre y las ganas de pasarlo bien en el escenario.

Para Radek, lo raro sería no haber cambiado.

“Conforme uno se desarrolla se desarrolla también la música. Va con nosotros. Al principio nadie sabía tocar ningún instrumento, solo lo básico. Y a medida que íbamos tocando fuimos aprendiendo algunos principios elementales, nos esforzábamos. Nuestra música ha ido creciendo con nosotros.”

Si se han vuelto buenos chicos o no, eso lo tienen que decir sus madres, pero al menos la imagen que dan no puede ser más agradable. Los Jaksi Taksi participan en un proyecto de apadrinamiento de niños en países en desarrollo y contribuyen con una parte de sus ganancias por disco vendido. ¡Quién los ha visto y quién los ve!

27-04-2009